Autopistas
La Razón

¿El mal estado de las carreteras repercute en los accidentes de tráfico?

La AEC (Asociación Española de la Carretera) y EuroRAP (Programa Europeo de Evaluación del Riesgo en Carretera) han llevado a cabo estudios que determinan y confirman que el mal estado de las carreteras es uno de los muchos factores que se hallan tras el repunte de los accidentes de tráfico registrados durante el pasado año 2016.

Muchos son los ciudadanos que desconocen la existencia de un importante recorte en los presupuestos destinados al mantenimiento de nuestras carreteras, un 23%, ¿esto agrava la situación del estado de las carreteras?

Naturalmente que sí, España ha pasado de contar con una alta calidad en el mantenimiento de sus carreteras a estar a la cola de los países europeos, podríamos decir que el estado general de nuestras carreteras es de muy deficiente.

En España contamos con un gran número en kilómetros de autopistas y autovías que nos sitúa en el tercer país del mundo, siendo China y Estados Unidos los que superan los mismos, pero en su totalidad se encuentra en el décimo lugar, por lo que, con estos datos, podemos hacernos una idea de la magnitud del problema que conlleva la falta de mantenimiento y el mal estado generalizado de nuestras carreteras. La AEC (Asociación Española de la Carretera) advierte en la necesidad de invertir más de 6.600 millones de euros en situar nuevamente a nuestras carreteras en el lugar que un día ocupó, mejorando los pavimentos, trazados, señalización e iluminación, entre otros.

En cualquier caso, estos datos y dicha inversión, está calculada en la necesidad actual, pero esta, a medida que va pasando el, se ve aumentada en un 7% cada dos años, de manera, que si las Administraciones y el Gobierno no lo remedia, para el 2020 se calcula que tendremos que reconstruir la mayor parte de nuestra red viaria.

Según el último informe de EuroRAP (Programa Europeo de Evaluación del Riesgo en Carretera), nos informan que cerca de 26.000 km (13,2%), sin contar carreteras autonómicas, cuentan con riesgo elevado. En las carreteras secundarias el 25% de los tramos, en la actualidad, son considerados como peligrosos, en estas se registran dos de cada tres muertes en accidente.

Es una obligación ciudadana denunciar el estado de las carreteras para que instituciones como el Comisariado Europeo del Automóvil, procedan a realizar las diligencias de presentación de las mismas y hacer el seguimiento necesario para ser escuchados por Administraciones y Gobiernos.

Rosa María García Álvarez

Directora de Comunicación y Relaciones Institucionales

Fundación CEA

Outbrain