Empleo
La Razón

La sociedad inmobiliaria de Amancio Ortega

Una pequeña tienda de ropa de mujer en el centro de A Coruña fue el embrión de lo que años más tarde sería el mayor grupo textil de mundo. Inditex, y su buque insignia Zara, han sido objeto de estudio incluso en la Universidad. El fenómeno va intrínsecamente unido al de su fundador, Amancio Ortega, que, con un olfato indiscutible para los negocios, se disputa con Bill Gates, según el momento, el título de hombre más rico del mundo. Pese a que la cabeza visible de su imperio es Inditex, cuyo beneficio neto ascendió en el primer semestre del ejercicio fiscal (febrero-julio) a 1.256 millones de euros, un 8% más que en el mismo periodo del año anterior, lo cierto es que los negocios de Ortega van más allá del universo textil.

Y es que el empresario se ha convertido en uno de los principales inversores inmobiliarios privados del mundo a través de su sociedad Pontegadea. Con unos activos que superan los 6.000 millones de euros, posee inmuebles en las mejores zonas de las grandes ciudades de todo el mundo. Pontegadea ha saltado recientemente a primer plano la actualidad debido a que está ultimando la compra a International Petroleum Investment Company (IPIC), propietario de Cepsa , del edificio que alberga su sede social en Madrid (la conocida como la «Torre Cepsa»). La operación podría rondar los 500 millones de euros. El empresario leonés de nacimiento, gallego de corazón, creó Pontegadea como un instrumento para invertir el dinero que se embolsó con la Oferta Pública de Venta (OPV) de acciones de Inditex en 2002. A partir de ahí, el «brazo inversor» de Ortega ha ido «engordando» nutriéndose con inmuebles en la mejores zonas comerciales y financieras de las grandes ciudades, algo que se ha visto muy favorecido en los últimos años por la sensible rebaja de precio que sobre el sector ha tenido la crisis.

Así, en 2011, Pontegadea compró a FCC por 400 millones de euros la emblemática «Torre Picasso» de Madrid, en pleno corazón financiero de la capital. Pontegadea también es propietaria del edificio de Gran Vía 32 donde se ubica actualmente la macrotienda de Primark, precisamente, uno de los principales competidores de Inditex.

Internacional

Pero Ortega no sólo es casero de Primark en Madrid. También lo es en Londres, donde el año pasado adquirió un edificio en Oxford Street. Precisamente, la capital británica se ha convertido en un destino preferente de las inversiones del empresario español, ya que posee varios edificios, entre ellos el 6 de Sant James Square.

Propiedades en los Campos Elíseos de París o la antigua sede de Banesto en Barcelona también son titularidad de Pontegadea.

Sus inversiones no sólo se limitan al Viejo Continente, ya que también ha cruzado el Atlántico. Así, posee el edificio Haughwout en Brodway, Nueva York. En la ciudad estadounidense también regenta el Edificio Murray Hill en Park Avenue. Chicago, Toronto o Miami son otras de las ciudades nortamericanas donde la sociedad tiene intereses. Amancio Ortega también se ha estrenado como inversor en Asia, con la compra de un edificio en Seúl.

Outbrain