MENÚ
jueves 23 noviembre 2017
10:34
Actualizado
El Tiempo por
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

El Festival de Málaga da la bienvenida a Iberoamérica

  • El actor Jaime Ordóñez durante la gala inaugural de la vigésima edición del Festival de Málaga
    El actor Jaime Ordóñez durante la gala inaugural de la vigésima edición del Festival de Málaga / Efe
Carlos Pumares.  Málaga.

Tiempo de lectura 2 min.

18 de marzo de 2017. 04:42h

Comentada
Carlos Pumares.  Málaga. 18/3/2017

Este año la denominación cine españo ha cambiado a cine en español para así poder programar en la sección oficial producciones latinoamericanas, aunque existen festivales como los de Huelva y Lérida dedicados a las producciones de ese hemisferio, y en el de San Sebastián desde hace años cuentan con una sección prestigiada llamada Horizontes latinos. Málaga presenta diecinueve largometrajes a competición y cuatro más fuera de concurso. Hay también cortometrajes, de los que he contado ochenta y nueve a los que hay que añadir los de fuera de concurso así como los documentales de corto y largo metraje. A lo que, además, se unen la denominada cosecha del año, la sección ZonaZine, las sesiones especiales y homenajes –José Luis Garci, Fernando Trueba, etc.- Una oferta cinematográfica amplia y que es de agradecer. Fuera de concurso se ha proyectado “El bar”, de Álex de la Iglesia, que inauguraba el festival. Lo primero que hay que decir es lo bien elegidos y perfectamente dirigidos que están los actores entre los que destaca la magnífica interpretación de Blanca Suárez, presente en toda la película, componiendo un personaje muy rico, y aunque sea habitual señalar lo grande que es Terele Pávez, una vez más está que se sale. El director domina el arte de crear en plan coral un microcosmos con un comienzo espectacular, que posee reminiscencias lejanas de “El ángel exterminador”, de Luis Buñuel. Aquí los personajes no pueden salir de un bar mientras en el exterior no hay nadie. La película posee ritmo, algunos gags brillantes, y, en definitiva, constituye un divertimento destinado a lograr un éxito de público. El espantoso sonido del cine Albéniz es una ya antiguo defecto que cada año arrastra y repite en estas sesiones inaugurales para prensa.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs