martes, 27 junio 2017
21:10
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
Cultura

Yasmina Reza: «En Francia la gente ya no se fía de los políticos»

  • La escritora fue la encargada de realizar ayer el pregón por el día de Sant Jordi, además de presentar su nueva novela «Babilonia».

«Hollande es una decepción», dice
«Hollande es una decepción», dice

Yasmina Reza fue la encargada ayer de realizar el pregón previo a la celebración este domingo de Sant Jordi, del día del libro. La autora francesa vino también a presentar su última novela, «Babilonia», que acaba de publicar Anagrama. La escritora, que previamente tuvo un encuentro con los medios, también habló de las inminentes elecciones en Francia.

Reza, que tiene tras de sí el ser la autora de «Arte», probablemente la más aclamada y representada obra de teatro contemporáneo, regresa a la narrativa de ficción, a partir de una trama que puede parecer el de una novela policiaca, aunque no faltan las gotas de humor habituales en la casa. Todo ello a partir de la aventura de Elisabeth, una ingeniera que ha llegado a los 60 años, que vive entre penas –su madre ha muerto, su hijo se ha independizado– y la monotonía de su matrimonio. Para poder acabar con toda esta tristeza y melancolía, la pareja decide organizar una fiesta de primavera. Ese es el punto de partida de esta sigular «Babilonia» de Yasmina Reza. La autora comentó que el contiene «mi personal visión de la vida que es tragicómica», algo en lo que ha pesado «la capacidad de reirnos de nosotros mismos». La escritora no obvió que el paso del tiempo es uno de los grandes temas que aparecen en este relato, un tema que la inquieta. «Tengo amigos que son jóvenes y mayores, pero creo que debería haber un momento en el que se borrara todo eso de la edad. ¿Por qué existe esta manía con saber qué edad tienes? Entiendo que te la pregunte el médico, pero no cuando entras en un portal de internet para comprarte un secador». A ello, Yasmina Reza añadió que tener más años no implica el ser más sabia.

En «Babilonia» uno de los objetivos de la narradora ha sido el fijarse en los pequeños detalles cotidianos. En este sentido subrayó que «soy una observadora de las cosas pequeñas. Creo en lo cotidiano, lo trivial y lo simple, donde todo el mundo comparte que podemos ir a las reflexiones más profundas», algo que la ayuda a llegar hasta reflexiones metafísicas.

Uno de los referentes de Yasmina Reza para construir el relato de su nuevo libro reside en los fotógrafos callejeros de los años 50, además de grandes maestros tras la cámara como Robert Frank en Estados Unidos o Henri Cartier-Bresson en Francia. Ellos fueron, como recordó Reza, testigos de «un mundo que ha desaparecido».

El paso del tiempo

No solamente la literatura estuvo presente en la rueda de Prensa realizada ayer, sino también la política. Hay motivo porque el domingo se celebrarán en Francia, su Francia, unas elecciones que serán fundamentales, no solamente para su país sino también para el futuro de Europa. Reza no quiso arriesgarse a hacer una previsión de lo que puede pasar en las urnas porque «no tengo un discurso sobre cómo es la Francia actual. Creo que es un país totalmente indefinible».

En todo caso, lo que sí quiso subrayar es que no es cierto que la mitad de los franceses sean extremistas, partidarios de Le Pen. A este respecto matizó que «en todo caso, lo que hay es gente que se siente abandonada por la política». Tampoco han ayudado excesivamente episodios recientes como la victoria electoral de Donald Trump en Estados Unidos o el Brexit. «Nadie había previsto que todo eso ocurriera, por lo que todo es posible este domingo. Es prácticamente imposible saber ahora qué ocurrirá», asegura.

Yasmina Reza dedicó hace unos años un muy elogiado libro a la campaña electoral de Nicolas Sarkozy. Todo aquello se tradujo en las páginas de «El alba la tarde o la noche». De aquellas elecciones y de aquella experiencia se queda con el hecho que fue «muy interesante y explica cómo es la sociedad actual. Por desgracia, no he podido hacer algo parecido en esta campaña. Sarkozy resultó ser muy interesante, algo que no se puede decir de su Gobierno. Igualmente Hollande ha decepcionado porque era una promesa, pero al final no ha cumplido las suyas. Por todo ello la gente ahora no se fía de la clase política en Francia».

  • 1
SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1
    Blogs