MENÚ
martes 16 enero 2018
15:53
Actualizado
El Tiempo
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

El Barça pagó una deuda atrasada de Messi con Hacienda de 12 millones

Según «Der Spiegel», el argentino abonó 12 millones al fisco, de los que se hizo cargo el club, en 2016. La sospecha empezó en unos ingresos que hizo el Barça al futbolista a través de su Fundación

  • Messi ha tenido de nuevo problemas con Hacienda, después de un primer capítulo que ya le costó un disgusto
    Messi ha tenido de nuevo problemas con Hacienda, después de un primer capítulo que ya le costó un disgusto / Ap

Tiempo de lectura 4 min.

13 de enero de 2018. 01:13h

Comentada
Francisco Martínez 12/1/2018

Un día después de la última exhibición de Leo Messi sobre el césped, en los cuartos de final de la Copa del Rey ante el Celta, se hicieron públicos nuevos problemas del jugador argentino, que también salpican al Barcelona. Según publica la revista alemana «Der Spiegel», la estrella azulgrana tuvo que regularizar de nuevo su situación con Hacienda en 2016, con el pago de 12 millones de euros de los que, según la publicación alemana, que cita papeles proporcionados por la plataforma «Football Leaks», se hizo cargo el propio Barcelona.

¿De dónde proceden estos nuevos problemas? Al parecer, una revisión fiscal de las cuentas de la entidad azulgrana levantó las alarmas. Siempre según la revista germana, se sospechaba de unos pagos que el Barça hizo al futbolista y que ingresó en su Fundación. Al ser donativos a una ONG las ventajas son grandes: tiene unas deducciones del 35 por ciento en el Impuesto de Sociedades y no retuvo el IRPF. Algunos de esos ingresos podrían estar vinculados directamente a las actuaciones de Leo en su actividad como futbolista, de ahí que Hacienda sospechara que podía ser parte del salario encubierto y que se habían ahorrado en impuestos al pagar a través de la Fundación. «Der Spiegel» informa de que el Barcelona contrató a un asesor externo para que hiciera un «análisis de riesgos» y la conclusión a la que llegó es que lo mejor para evitar un segundo proceso penal a Messi era que pagara la deuda atrasada, lo que el delantero hizo. Fueron 12 millones de euros, aunque lo curioso es, según los documentos de «Football Leaks», que el pago no se realizó con fondos propios de Messi, sino con fondos del Barcelona.

El abono de esos nuevos 12 millones se dio justo cuando estaba terminando su primer contencioso con el fisco. El argentino fue condenado a 21 meses de cárcel por defraudar 4,1 millones, procedentes de sus derechos de imagen, entre los ejercicios de 2007 y 2009 a través de un entramado financiero con empresas en paraísos fiscales. Messi siempre defendió que de los asuntos de dinero se encargaba «su papá». «Yo sólo juego al fútbol, firmaba porque confiaba en mi papá», añadió. La estrategia de la defensa no funcionó y no evitó la dura sanción al «10». Al no ser una pena de más de dos años y no tener antecedentes, no entró en la cárcel. De hecho, el pasado verano la Fiscalía aceptó cambiar los 21 meses de prisión por una multa de 255.000 euros. El expediente del jugador quedó, de esta manera, limpio.

La noticia le llega al cinco veces ganador del Balón de Oro en un momento deportivo y personal de dulce. Después de perder la Supercopa de España contra el Real Madrid, el Barcelona de Valverde ha ido dando con la fórmula para ser líder de la Liga, con una buena ventaja sobre Atlético (9 puntos), Valencia (11) y Real Madrid (16, con un partido menos), y estar en los octavos de la Champions y los cuartos de la Copa del Rey. Lleva 28 partidos seguidos sin perder y el «10» es el líder indiscutible, canalizando todas las acciones de ataque con 22 goles y 9 asistencias. En lo personal, después de meses de incertidumbre, Leo firmó el pasado 25 de noviembre su nuevo contrato, que le unirá al club azulgrana hasta 2021. La publicación francesa «Mediapart», también citando documentos de «Football Leaks», desgranó ayer las cifras del nuevo acuerdo. Según el medio galo, los ingresos del futbolista superaran los 100 millones de euros brutos anuales (hay que descontar un poco más de la mitad, que se irían en impuestos). Su salario se divide en: 71 millones, entre los que se incluye un 15 por ciento en derechos de imagen, fijos. Después tiene un bono de firma que asciende a 63,5 millones y un «bono de lealtad», que cobraría después de cumplir íntegramente el acuerdo, de otros 70. Además, «Mediapart» concreta otras bonificaciones: 1,9 millones si juega el 60 por ciento de los partidos del Barça en la temporada o 12 «kilos» en caso de conquistar la Liga de Campeones.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs