Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
jueves, 21 agosto 2014
13:01
Actualizado a las 

La Razón

Madrid

Cruzada contra el absentismo

  • Aguirre introduce «criterios del mundo empresarial privado» en la Administración regional. Los funcionarios no cobrarán su sueldo íntegro en las bajas, trabajarán 37,5 horas semanales y perderán un «moscoso»

  • 1

Esperanza Aguirre va a introducir «criterios empresariales» en la Administración regional. El objetivo es hacerla «más eficaz y más productiva, y erradicar los fraudes y prácticas abusivas en las bajas laborales». Así se recoge en  una de las 25 enmiendas a la Ley de Medidas Fiscales que el Grupo Popular en la Asamblea presentó ayer, sólo unos minutos antes de que finalizara el plazo para enmendar la conocida como «ley escoba» que cada año acompaña a los presupuestos regionales. En esta ocasión, la presidenta regional y de los populares de Madrid se ha propuesto introducir objetivos y parámetros propios del mundo empresarial a través de tres enmiendas que afectan al personal de la Administración, y que se enmarcan dentro de un plan de ahorro y eficiencia en el funcionamiento del Gobierno regional para hacer frente a la crisis.

Para incrementar la productividad, Aguirre igualará el horario laboral de todos los empleados públicos en 37,5 horas semanales. Además,  fijará  los días de asuntos particulares, los conocidos como «moscosos», en seis, ajustándose así al Estatuto Básico del Empleado Público. Esta medida afectará sólo a los trabajadores que tenían una mejora de permisos, ya que por ejemplo el Personal Estatutario, formado principalmente por trabajadores del sector sanitario, o el personal docente, carecen de estos días de libre disposición. Por su parte, la homogeneización de la jornada laboral únicamente supondrá en la mayoría de los casos un incremento de media hora semanal, a excepción del personal docente que no sufrirá cambios puesto que ya trabaja 37,5 horas, y los empleados de áreas como Justicia o Sanidad, que tenían un horario de 35 horas, por lo que se les aumentarán dos y media a la semana.

Consonancia con Rajoy
Prácticamente al tiempo que Mariano Rajoy pronunciaba en el Congreso su discurso de investidura, al que acudió la presidenta regional, el Grupo Popular presentaba la enmienda relativa a la «incapacidad temporal»; una disposición adicional mediante la cual Aguirre endurecerá el control de bajas laborales para reducir el absentismo, en la misma línea de lo anunciado por el presidente del PP, que aseguró ayer que «reforzará los mecanismos de control y prevención, para evitar los comportamientos abusivos o un absentismo laboral injustificado». 

La Seguridad Social proporciona el 60 por ciento del sueldo de un trabajador dado de baja médica, desde el cuarto día hasta el décimo quinto día de ausencia en el puesto de trabajo. La Comunidad, hasta ahora, cubría hasta el 100 por cien) del sueldo; sin embargo, a partir del próximo año, la Administración regional dejará de abonar «su parte», con lo que, desde el cuarto día de baja (excluidas las de maternidad y accidente laboral), el trabajador dejará de cobrar el 40 por ciento de su sueldo. Esta medida pionera en España afectará a 32.000 trabajadores públicos, en su mayoría personal laboral de la Administración y de empresas públicas, ya que en el caso de los funcionarios y del personal estatutario,  cuyo régimen es especial, la reducción del complemento regional por baja laboral se aplicará a partir del tercer mes.

Según explicaron fuentes del Gobierno regional, con esta medida la Comunidad calcula que se ahorrará unos 25 millones de euros resultantes de la reducción del complemento salarial y, de paso, disuadirá del absentismo laboral, que se espera reducir en un 40%.  La Comunidad  ya fue pionera en la puesta en marcha de un plan e inspección de las bajas laborales en el ámbito de los Servicios Sociales, Sanidad y Educación durante 2010, con el que se consiguió reducir en 207.166 los días de bajas injustificadas; un plan que se ha ampliado a otras cuatro consejerías.

Este paquete de medidas fue presentado ayer por la mañana por la consejera de Interior a los sindicatos, con los que, a cambio, la Comunidad se comprometió a no reducir el sueldo de los empleados públicos y garantizar el empleo de todos los funcionarios y personal laboral. Asimismo, las emniendas presentadas ayer, también contemplan la supresión de otros dos organismos regionales: el Tribunal de la Defensa de la Competencia, que absorberá Comercio, y  la Agencia Madrileña para la Emigración.


Radiografía del absentismo
1.- Duplicado
El absentismo laboral entre el 4º y el 15º día de baja en la Administración regional duplica
al de la empresa privada.
2.- Pérdidas
En 2010, la Comunidad perdió con estas bajas 3 millones de horas, el 11% del total de horas trabajadas, frente al 6% de la empresa privada.
3.- Contratos
Las horas de baja de los empleados de la Administración regional equivalen a la jornada completa de 20.000 trabajadores en un mes.
4.- Motivos
Las ausencias por enfermedad común suman al año cerca de 16 millones de horas, con una duración media por empleado y año de 15 días.

Vídeos

  • 1