Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
viernes, 25 abril 2014
10:32
Actualizado a las 

La Razón

Europa

Un nuevo tentáculo de Al Qaeda llega a Europa

  • 1
Insurgentes de la Yihad Islámica, en una imagen de un vídeo de propaganda grabado en Afganistán
Insurgentes de la Yihad Islámica, en una imagen de un vídeo de propaganda grabado en Afganistán

MADRID- Los Soldados del Califato. Una nueva marca de Al Qaeda, de las decenas que usa en todo el mundo para asumir las acciones criminales de sus terroristas, y que, en este caso, era a la que, al parecer, pertenecía Mohamed Merah, tras recibir entrenamiento en los campos de la frontera entre Afganistán y Pakistán.

El gran objetivo de Al Qaeda es imponer un «califato» mundial, en el que todos los seres humanos tendrán que abrazar la religión musulmana, en su expresión más radical (la «Sharia»). Según el primer manual de esta banda terrorista, la civilización occidental, por sus orígenes cristianos, debe ser destruida. A los que profesan la religión de Cristo se les dará una oportunidad para convertirse al islam y, en caso de negativa, serán reos de muerte.

Coordinación antiterrorista
El hecho de que se haya escogido este nombre para la banda, que ya ha actuado contra las tropas aliadas en Afganistán, puede significar, sobre todo después de lo ocurrido en Francia, que «comandos», de uno o dos individuos, han sido distribuidos por distintas zonas del mundo y permanecen «dormidos» a la espera de recibir órdenes para empezar a cometer atentados. De confirmarse esta hipótesis, con la que trabajan los expertos antiterroristas, se trata de un cambio de estrategia que aumenta el  nivel de amenaza que puede sufrir Occidente por parte de Al Qaeda, en especial los países involucrados en la guerra de Afganistán. No se descarta que los servicios de información occidentales coordinen una estrategia común para afrontar dicha amenaza. En un comunicado que los Soldados del Califato difundieron ayer en páginas web utilizadas por los grupos islamistas, se congratulan de los ataques perpetrados por Merah, que han llenado «de miedo los corazones de los enemigos de Dios», y pedían al Gobierno francés que «revise sus políticas hacia los musulmanes». «Uno de los caballeros del islam, nuestro hermano Yusuf al Faransi [como identifican a Mohamed Merah], ha lanzado una operación que ha sacudido los pilares del sionismo y los cruzados en todo el mundo». Asimismo, exigen a París que abandone «su tendencia hostil contra el islam y su «Sharia» [ley islámica], porque estas políticas sólo van a traer destrucción y aflicción». 

«Anunciamos nuestra responsabilidad en esas operaciones benditas y decimos que los crímenes que comete Israel contra nuestra gente en el territorio de Palestina no van a pasar sin castigo». Aseguran que los «muyahidín» [guerreros] van a vengar «cualquier gota de sangre que se derrama injustamente en Palestina, Afganistán y en todos los paises de los musulmanes».

Vídeos

  • 1
  • 1

    ENCUESTA