Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
viernes, 19 septiembre 2014
13:51
Actualizado a las 

La Razón

Política

El gasto social cae un 43% pero el de las pensiones sube un 32%

  • Los Presupuestos Generales del Estado para 2012 recogen una caída del 4,3% del gasto social, hasta los 175.382,7 millones de euros, cifra que representa el 56,2% del gasto total, según consta en la presentación del Proyecto de PGE.

  • 1

El gasto social es fruto de las cantidades destinadas a actuaciones de protección y promoción social, que caen en conjunto un 3,9%, hasta los 168.250,4 millones, y de la producción de bienes públicos de carácer preferente, que experimenta un recorte del 13,1%, hasta los 7.132,2 millones de euros.

Dentro de las actuaciones de protección y promoción social, la única partida que registra un incremento es la corespondiente a pensiones, que crece un 3,2%, hasta 115.825,9 millones, y supone el 37,1% del total. El fomento del empleo, en cambio, cae un 21,3%, hasta los 5.764,7 millones, y el gasto en desempleo se sitúa en 28.805 millones, un 5,5% menos.

Los servicios sociales y promoción social caen un 15,7%, hasta 2.119 millones, y otras prestaciones económicas bajan un 11,5% y se sitúan en 12.014,4 millones.

El acceso a la vivienda y fomento de la edificación sufre un recorte del 31,7% y pasa de 1.200,1 millones a 820,1 millones, mientras que la gestión y administración de la Seguridad Social experimenta una rebaja del 62,7% y se sitúa en 2.901,1 millones.

En cuanto a la producción de bienes públicos de carácter preferente, la educación sufre el mayor recorte, del 21,9, hasta los 2.220,1 millones, por delante de la cultura (-15,1%), hasta los 937,4 millones, y de la sanidad, cuyo gasto baja un 6,8% y se sitúa en 3.974,6 millones de euros.

En cuanto a servicios públicos básicos, el presupuesto destinado a políticas de Justicia se sitúa en 1.612,6 millones, un 5,9% menos, mientras que Defensa experimenta un recorte mayor, del 8,8%, hasta 6.261,3 millones. Seguridad ciudadana e instituciones penitenciarias mantienen casi el gasto (-0,6%), que se sitúa en 8.354,9 millones, mientras que la política exterior expermienta el mayor recorte de este capítulo, de un 38,9%, cifrándose en 1.680,1 millones.

En cuanto a los fondos para las actuaciones de carácter económico, que caen un 17% de forma agregada, hasta los 27.129,8 millones, el mayor ajuste se hace en industria y energía (-32,3%), hasta los 1.897 millones. Agricultura, pesca y alimentación baja sólo un 0,8%, limitando el gasto a 8.510,6 millones, mientras comercio, turismo y Pyme experimenta un recorte mayor, del 22,5%, hasta los 1.109,9 millones, algo superior al gasto en infraestructuras, que baja un 22,1% y se sitúa en 6.897,9 millones.

Las políticas de Investigación, desarollo e innovación civil sufren un recorte del 25,6%, hasta 5.633,2 millones, mientras que la I+d e innovación militar baja un 24,9% y se sitúa en 757,6 millones.

El capítulo de actuaciones de carácter general, que engloba el gasto en deuda pública, transferencias a otras administraciones públicas y el gasto de la Adminisración tributaria, es el único que ve elevados sus fondos, en concreto, un 13,8%, hasta los 91.404,3 millones.

El mayor incremento del gasto (+271,6%) va destinado a la Administración financiera y tributaria, con 5.237,5 millones, mientras que las transferencias a otras administraciones públicas suben un 16,1% y se sitúa en 49.685,4 millones, y los fondos para el pago de los intereses de la deuda pública crecren un 5,3% y se sitúan en 28.848 millones.

Vídeos

  • 1
  • 1

    ENCUESTA

    ¿Qué cree que votarán los escoceses en el referéndum de hoy?