Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
viernes, 25 abril 2014
07:00
Actualizado a las 

La Razón

Gente

Elsa Pataky: Ni-ni Hollywood

  • Aunque lleva desde 2004 en Los Angeles, la actriz es una desconocida para los americanos

Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.
Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.
Elsa Pataky
Elsa Pataky

La fama no es como la pintan y, ni Hollywood es el paraíso ni hacerse con el corazón de los actores más deseados del mundo sinónimo de éxito. Alcanzar la Meca del cine es algo de lo que no muchos pueden presumir. Elsa Pataky, al igual que la protagonista de «Di Di Hollywood», película en la que se metió en su propia piel, persiguió el sueño de convertirse en una estrella del celluloide hasta el final. ¿Pero hasta qué punto es una estrella de Hollywood? Forma, junto a Paz Vega y Penélope Cruz, el trío actrices españolas que más tiempo han trabajado allí. De «Al salir de clase» pasó al cine, sobre todo, el europeo, y de éste, saltó a Los Ángeles. «En  2004 decidió centrar su carrera en América y no paro hasta lograrlo», declara su antiguo representante, Mario Vaquerizo. Y sin embargo, su esfuerzo, no ha conseguido lanzarla al estrellato.

El lado oscuro del éxito
Pataky no termina de consolidarse como actriz al otro lado del océano. «No sé quién es», respondió una editora de la revista estadounidense «People» cuando se le preguntó por ella, aunque, al especificar que es la esposa de Chris Hemsworth, reconoció haberla visto acompañando a su marido. Es más, este periódico contactó con varios críticos de cine norteamericanos de revistas especializadas, y practicamente la totalidad de ellos ignoraban los trabajos de la actriz: «No podemos hablar sobre su carrera porque la desconocemos», respondió Kevin Cassidy, editor en «The Hollywood Reporter». Y a pie de calle la respuesta es: ¿Elsa, qué? Nadie ha oído hablar de ella. «Elsa es muy dueña de sí misma, es intuitiva e inteligente, eso la salva», afirma Vaquerizo, quien la valora mucho porque «ha conseguido participar en películas en Estados Unidos, y aunque éstas tengan más o menos éxito, ella es una triunfadora porque lo importante es trabajar».

Pataky se abrió camino en el mercado americano con «Serpientes en el avión» en 2006, protagonizada por Samuel L. Jackson. Sin embargo, de ser la protagonista como en «Ninette» y «Manuale d' amore 2», tras su salto a las grandes producciones de Hollywood tuvo que conformarse con engrosar la lista de actores secundarios o aceptar papeles menores, siempre a la espera del gran guión. En los últimos tres años participó en cinco películas americanas, pero sólo una, tuvo repercusión mundial: «A todo gas 5». «Muchas veces las cosas se mitifican. Lo inteligente por parte de Elsa es que ha sabido combinar diferentes producciones, esto refleja lo mucho que le gusta su profesión», comenta Vaquerizo. «Estoy en Estados Unidos porque en España no me dejan hacerme un hueco», afirmó la madrileña hace un año. Entonces, aseguró que no perdía de vista la posibilidad de trabajar en España porque aunque es «increíble» participar en películas del calibre presupuestario de la quinta entrega de «A todo gas», le encantaría que le salieran más proyectos para rodar aquí. «Está muy predispuesta, no es la primera vez que la llaman de Europa y se presenta corriendo aunque sea para hacer una prueba y hace todo lo que sea por interpretar papeles», apunta Mario.  A la vista de la falta de propuestas, probó suerte como productora con «Wine of Summer», que también protagoniza, y que empezó a rodar en octubre de 2011. Con este panorama no hay promoción de Chris que ella se pierda. La semana pasada sorprendió a todo el mundo al acudir, luciendo embarazo, al estreno de «Los Vengadores» en Londres. Por lo visto, sabe cómo acaparar los focos aunque no sea la protagonista: «Se volvió loca sobre la alfombra roja cuando su bebé le dió una patada en la tripa, y el compañero de reparto de su marido, Tom Hiddleston, se acercó para escucharlo», publicó la versión online de «DailyMail». Eso sí, estaba feliz y radiante. Al mal tiempo, buena cara. Su representante, Ilana Heller, avisa: «Elsa se está tomando un descanso profesional».


La boda y un embarazo relámpagos
Desde que la madrileña protagonizó «Di Di Hollywood» de Bigas Luna, su vida ha estado siempre rodeada de polémicas. En 2010, las imágenes en exclusiva de su boda con «¡Hola!», en las que no aparecía su marido, levantaron tempestades. Varios medios llegaron a decir que se trataba «simplemente de marketing», e incluso se habló de la posibilidad de que estuviera embarazada. Un año después, el anuncio de su maternidad también fue portada de esta revista, y podría haber acordado ya la exclusiva del nacimiento de su primer hijo.

Vídeos

  • 1
  • 1

    ENCUESTA