Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
jueves, 17 abril 2014
21:01
Actualizado a las 

La Razón

Entrevistas y Opinión

Educación sexual por Marina CASTAÑO

Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.
Arrastre los portlets debajo de este mensaje para anidarlos.
Educación  sexual, por Marina CASTAÑO
Educación sexual, por Marina CASTAÑO

Hace años, cuando esta columnista era pequeña, cuando todavía no asomaba siquiera a la adolescencia, hablaba con sus amiguitas de la cigüeña y de si los niños que venían de París, aunque también había versión La Habana. Sí, a mí me decían que venían de La Habana. Será porque soy gallega y Fidel tiene ascendencia lucense, pero creo que esto no tiene nada que ver: mi familia ha sido siempre monárquica y  de derechas y a Castro nadie lo tragaba, salvo el recordado y aún añorado Manuel Fraga Iribarne.  Pero a lo que íbamos: nuestra información sexual era de transmisión boca a boca y poco más. Bueno, sí, los libros de López Ibor sobre «Vida sexual sana», que nos dejaban boquiabiertas cuando, a escondidas, los cogíamos a los padres de Magui y Tesi, mi casi hermanas. De aquello han pasado ya unos añitos, pero parece ser que poco han cambiado las fuentes de información de los jóvenes: los amigos son los que van destilando datos de cómo despertar a la vida y al sexo según un reciente estudio realizado por una marca de preservativos. Y eso a nivel internacional, no solamente en España o en Europa, porque latinoamericanos, canadienses, australianos y americanos tienen el mismo sistema de enterarse, amén, sin duda, de lo que hoy se aprende en el colegio y por parte de los educadores. También de los padres, sin duda, que abandonaron ya el absurdo tabú de no hablar de «eso», y los niños saben que si mamá está gordita, es porque papá puso su semillita y un bebé está creciendo en su barriga. Pero es curioso que todavía se siga transmitiendo boca a boca lo nuevo que se va averiguando. ¡Qué bonito ser niño! ¡Qué bonitas todas las etapas de la vida!
 

Vídeos

  • 1