Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
martes, 29 julio 2014
12:37
Actualizado a las 

La Razón

Asuntos Sociales

Una ley para blindar matrimonios

  • El Foro de la Familia pide cambios en el Código Civil para proteger las bodas «para toda la vida».  Propone un modelo complementario que evite el divorcio

  • 1

MADRID- Casarse para toda la vida es ahora más un deseo para muchas parejas que pasan por el altar que una realidad, teniendo en cuenta que  cada cuatro minutos se rompe un matrimonio en España. Sin embargo, frente a la escalada de divorcios, el Foro Español de la Familia pretende impulsar la fórmula del «matrimonio blindado», que centrará una campaña informativa a partir del próximo mes de octubre y que acabará tomando la forma de iniciativa legislativa popular antes de que acabe el año.

El objetivo último es que acabe debatiéndose en el Congreso de los Diputados una reforma del Código Civil que introduzca este modelo de matrimonio entre personas del mismo sexo, complementario al que ya existe, que contempla la opción de «casarse para toda la vida» con protección jurídica añadida.

Según el presidente del Foro, Benigno Blanco, lo que se pretende es que la ley garantice que la pareja cuente con ayuda y mediación para resolver una situación de crisis.

De esta manera, si uno de los dos miembros de la pareja decide separarse, el otro puede exigir que se adopten medidas de orientación. «Parece razonable que si alguien quiere casarse con voluntad sostenible en el tiempo la ley le ayude a esto».

La protección del matrimonio implica a la vez una restricción del divorcio, ya que el Foro pretende que estas opción blindada no pueda romperse jamás. Así, las parejas podrían separarse, pero no divorciarse y solamente se podrían romper en casos muy graves especificados por ley. En este caso, se trataría de conductas que pusieran en riesgo la salud, la integridad, la dignidad o la libertad del cónyuge y los hijos. Unas conductas que tendrían que ser evaluadas por un juez.

Según Blanco, la ley del divorcio no es la única causa del aumento de rupturas, pero «es cierto que la normativa lo facilita y ante una situación complicada, se piensa en el divorcio».
Según el Foro de la Familia, el divorcio ha provocado que se infravalore el matrimonio y tiene un impacto directo en los hijos, sobre todo cuando son menores.

 

Testimonio
«El 95% de las parejas puede salvarse»

 El trabajo no escasea para los abogados de familia. Y menos para los que  tramitan divorcios. Con todo, otros  intentan «salvar» parejas. Es el caso de la abogada Carmen Alfonso, que, aparte de usar herramientas de mediación
–para evitar un divorcio contencioso–, también utiliza técnicas de orientación: «Propones a las parejas ejercicios, soluciones alternativas, etc.», afirma. Así, cree que «con esfuerzo pueden ‘‘salvarse'' el 95%», aunque en la práctica sólo se reconcilia un 40%. ¿El motivo? «Quieren resultados a corto plazo». Mayoritariamente, atiende parejas de entre 35 y 45 años que «afirman vivir en la rutina»
 

Vídeos

  • 1