Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
domingo, 21 septiembre 2014
08:05
Actualizado a las 

La Razón

Madrid

Revolcón «grave» en el segundo de Leganés

  • Un joven de 22 años se recupera en el Severo Ochoa de varias contusiones

  • 1

Susto en el segundo de los tres encierros taurinos de las fiestas patronales de Leganés. La carrera fue limpia y rápida, pero terminó con un balance de tres corredores heridos leves y un herido grave. Según informaron a Efe fuentes municipales, los servicios de emergencias tuvieron que atender a tres corredores por heridas leves, uno de los cuales se golpeó en un costado con una talanquera, y a un herido grave en la posterior suelta de reses en la plaza de toros de La Cubierta.
El herido grave es Guillermo C. R., de 22 años y vecino del distrito madrileño de Vallecas, que fue  revolcado varias veces en el coso taurino por el tercer astado de las cuatro reses que se soltaron, tras el encierro, en la plaza de Leganés. El astado le provocó policontusiones y una luxación de rodilla, por lo que, según informó el responsable de la enfermería de la plaza, Alberto García Abad,  fue trasladado al  Severo Ochoa de Leganés. En el hospital se le están practicando pruebas para comprobar el alcance de la lesión en la rodilla, si hay roturas óseas y si ha afectado a los ligamentos, además de tratar la fuerte contusión en el pómulo izquierdo y  otros golpes leves en varias zonas del cuerpo.
El recorrido de este segundo encierro de las fiestas de Nuestra Señora de Butarque fue limpio y rápido y se desarrolló en un tiempo de un minuto y 15 segundos, la mitad que en el encierro del  viernes. Cerca de 3.500 personas Presenciaron la carrera, en la que participaron 1.200 corredores. Además,  otras 8.000 personas asistieron a la posterior suelta de reses desde las gradas de La Cubierta, según explicó el Director de Lidia.
El dispositivo de seguridad estuvo formado por un total de  37 agentes del Cuerpo Nacional de Policía, 28 de Policía Local y 90 miembros de Protección Civil  con 16 ambulancias que cubrieron todas las intersecciones.

Vídeos

  • 1