Uso de cookies

[x]
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el anáisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Ofrecido por:
Iberdrola
jueves, 27 noviembre 2014
15:13
Actualizado a las 

La Razón

Comunicación TV

El tiempo es oro

  • La Aemet cobrará desde el 20 de noviembre sus datos meteorológicos

  • 1
Roberto Brasero dando el tiempo
Roberto Brasero dando el tiempo Connie G. Santos

Una gran tormenta se aproxima a los aficionados a la meteorología. Uno de los «hobbies» que más adeptos ha sumado en los últimos años es de los más afectados por la reciente determinación de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). A partir del 20 de noviembre, los datos brutos con los que trabajan investigadores, meteorólogos «amateur» y los que desarrollan las aplicaciones para smartphones no serán de dominio público. Cada producto tendrá un coste fijo. Esta decisión «busca terminar con una irregularidad que se produce desde 2006», insiste Fernando Belda, director de producción e infraestructuras de la Aemet.
Varapalo a los investigadores

El pasado jueves, la web de la institución ya anticipó su decisión de comenzar a cobrar por sus datos. El comunicado afirmaba que  se cerraría el acceso público ayer. Sin embargo, ante la avalancha de información de los miles de usuarios que cada día consultan el FTP para obtener datos de observación, de radiación solar, de contaminación e, incluso, de lluvias, la Agencia ha decidido retrasar la «restricción» hasta finales de noviembre. Este nuevo sistema de pago parte de una orden ministerial de 2006 que regula los precios públicos y que determina, por ejemplo, que el resumen climatológico mensual debe costar 2,19 euros por provincia. Así, conocer la previsión de Ceuta, Melilla y las 50 provincias españolas sumaría un total de 113,88 euros. «No nos mueven motivos recaudatorios, buscamos cumplir con una orden que está por encima de la política de datos que la Aemet realiza desde 2011», insiste Belda. A lo que se refiere  es a la decisión unánime de la anterior directiva de la Agencia que decidió «obviar» la norma y facilitar de forma gratuita los datos a todos los que accedieran a su página. Ángel Rivera, ex portavoz de la Agencia, participó activamente en este proceso. Afirma en su blog que se tomó esta decisión «por la convicción de que los datos meteorológicos (...) tienen un inmenso valor de servicio público».

Las palabras de Rivera coinciden con el sentir de otros compañeros,  como Roberto Brasero, el «hombre del tiempo» de Antena3: «El problema vendrá sobre todo para los aficionados. También será un inconveniente para centros universitarios o de investigación con un presupuesto ya bastante exiguo». Daniel Santos, doctor en Física, es uno de estos afectados. Los datos brutos de la Aemet son imprescindibles para su trabajo. Es consultor y explica el problema con un ejemplo: «Realizar una tesis doctoral con simulaciones durante tres años cuesta 20.000 euros». Entre las aplicaciones móviles que podrían desaparecer o ralentizar su servicio destaca Eltiempo.es, que garantiza «predicciones a 14 días» y es una de las más desacargadas, o RainAlarm, que localiza, gracias a los datos de los radares de la Aemet, dónde llueve en tiempo real.

En la red ya se han suscitado las primeras críticas. Entre ellas, las de Mario Picazo, que promueve la recogida de firmas para terminar con la medida. Cuenta con más de 2.000.
 

Vídeos

  • 1