MENÚ
martes 17 octubre 2017
06:15
Actualizado
El Tiempo
  • 1

Alibaba se prepara para dar el salto a España

La compañía está centrada en ampliar el número de empresas de nuestro país que forma parte de su «marketplace» Tmall, plataforma

a través de la que pueden vender sus productos en China

  • Imagen de la sede de Alibaba en Hangzhou
    Imagen de la sede de Alibaba en Hangzhou
Cristina Ruiz. 

Tiempo de lectura 5 min.

24 de julio de 2017. 19:36h

Comentada

Si usted es una habitual de las compras por internet, es probable que haya adquirido algún producto a través de Alibaba, concretamente en su plataforma minorista Aliexpress o, simplemente, haya ojeado la amplia oferta de artículos que ofrece, que van desde un simple disfraz infantil hasta sofisticados aparatos electrónicos de última generación. No en vano, se trata del mercado on-line más grande el mundo, que pone en contacto a empresas chinas con posibles compradores tanto nacionales como internacionales. «De Hangzhou al mundo», bien podría ser su lema. Y es que Alibaba cuenta con un impresionante centro de operaciones en la cuidad portuaria china desde donde distribuye sus mercancías a todo el Planeta. Su volumen de negocio es realmente mareante. Las cuentas del último año fiscal –que concluyó en marzo– reflejan unos ingresos de 20.660 millones de euros y unos beneficios que ascienden a 5.380 millones. Alibaba también ofrece servicios financieros, de logística e incluso de áreas relacionadas con los medios, con una estrategia comercial se fundamenta en unos precios bajos. Gracias a su elevado volumen de negocio, puede ajustar su márgenes, lo que puede poner en serios apuros a sus competidores directos. En resumen, se puede considerar a la compañía una mezcla de Amazon, Ebay y PayPal.

David García, CEO de Fibonad Así, después de iniciar su desembarco en distintos países de la Unión Europea, como Reino Unido o Italia, la plataforma se prepara ahora para dar el gran salto a España. Aunque aún no han abierto oficina en nuestro país, ni disponen de centros logísticos –no obstante, se encuentra trabajando en ello– la compañía ya está presente a través de Tmall y Tmall Global, las plataformas B2C, cuyo objetivo es aprovechar las grandes oportunidades de negocio que ofrece la economía digital y abrir una puerta de entrada a China, de manera que las empresas españolas puedan llegar a los más de 450 millones de consumidores que compran a través de Alibaba anualmente.

Encuentros

Durante los últimos meses, el director de Desarrollo de Negocio de Alibaba Group en España y Portugal, Ernesto Caccavale, y su equipo han participado en distintos eventos a nivel local para presentar sus servicios y mostrar cómo pueden ayudar a compañías españolas a vender en China. En este sentido, Alibaba organizó el pasado mes de en junio en Barcelona un encuentro para presentar Tmall en el mercado de la cosmética. Su intención era sumar nuevos «Tmall partners» a su «marketplace», del que ya forman parte empresas, como Inditex, Mango o El Corte Ingles.

«Nuestro objetivo es continuar ampliando el número de empresas de distintos tamaños en nuestra plataformas, centrándonos en los principales sectores de España que creemos que pueden generar el mayor potencial, como moda, accesorios, belleza, productos para bebés y alimentos y bebidas (en particular, vino, aceite de oliva y conservas)», explica Ernesto Caccavale

China no es precisamente un mercado fácil para las empresas extranjeras. Por eso, Alibaba ofrece a las compañías españolas asesoramiento. «Para tener éxito en China, las compañías necesitan un equipo dedicado a la venta allí, estudiar bien el mercado y conocer los productos que pueden funcionar. Pero no debemos olvidar que es un mercado enorme y difícil, no se abre la tienda y se vende, necesita ser pensado a largo plazo. En Alibaba, además de proveer el conocimiento comercial del mercado chino también ofrecemos servicios de marketing y posicionamiento a nuestros clientes para facilitar su entrada», añade Caccavale.

Orgía compradora

Así Alibaba se ha lanzado a intentar convencer a las empresas españolas de las posibilidades que les ofrece el mErcado chino. Y es que tienen frente a ellas un mercado potencial de 1.400 millones de consumidores, que compran hasta cuatro o cinco veces más por internet que un europeo. Y como muestra, un botón. El último «Día de los Solteros» en China, que se celebra todos los 11 de noviembre, se batieron todos los records de venta en el país asiático. En tan solo cinco minutos se alcanzaron los 1.000 millones de ventas, y en apenas una hora ya se rozaban los 4.800 millones de euros en intercambios en sus portales Taobao, Tmall y Aliexpress. Al final de la jornada, se habían efectuado transacciones por valor de 16.408 millones de euros. Jamás se habían producido tantas operaciones en tan sólo 24 horas. Otro dato significativo es que casi el 70% del comercio electrónico en China pasa a través de las plataformas de Alibaba.

Se trata, pues, de un gigante que, ahora, quiere abrirse camino en España.

Un valor que se ha triplicado

En septiembre de 2014, Alibaba protagonizaba la mayor Oferta Pública de Venta (OPV) de la historia hasta ese momento, tras lograr recaudar 25.000 millones de dólares. Jack Ma, maza en mano, protagonizaba la imagen de la jornada, dando el pistoletazo de la salida de aquella sesión en Wall Street. Casi tres años después de aquel momento, el balance se puede considerar muy positivo para el gigante del comercio electrónico, fundado por un humilde profesor de inglés. «Tras vivir un periodo de incertidumbre, desde septiembre 2015, el valor de la acción de Alibaba se ha multiplicado por tres y, actualmente, cotiza en máximos. Se trata de una valor que genera unas buenas expectativas, sobre todo, porque la compañía está haciendo una acertada diversificación del negocio», asegura Daniel García, «Account manager» de XTB. Y es que uno de los principales recelos que generó Alibaba en un principio entre los inversores era, precisamente, la excesiva exposición al mercado chino, por lo que el proceso de expansión internacional iniciado, sin duda, le ha beneficiado. Además de esta diversificación, García también atribuye estas buenos pronósticos al auge del comercio on-line. «Amazon se dedica a un negocio parecido y vemos lo bien que le está funcionando en España. Nuestro país tiene un enorme potencial para este tipo de empresas», añade.

  • 1
  • 2
  • 3

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs