sábado, 27 mayo 2017
14:02
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
Economía

Las grandes cifras, por sectores

ETIQUETAS

Mercado laboral: La tasa de paro podría bajar del 20%

El antídoto contra la principal lacra de la economía española ya empieza a dar sus primeros resultados. Pese a la retahíla de críticas y reproches que recibió la reforma laboral de 2012, los expertos aseguran que supuso una medida oportuna y necesaria. La concatenación de varios trimestres de creación de empleo invita al optimismo. De hecho, el paro registró en noviembre es el mayor descenso en este mes de toda la serie histórica. Más allá de que el cambio de tendencia parezca consolidarse, todos los indicadores adelantados de la economía, así como las previsiones nacionales e internacionales señalan que 2015 será definitivamente el año de la recuperación del mercado laboral.

Si en 2014 ha habido creación de empleo neto en trimestres incluso tradicionalmente negativos, gracias a las reformas emprendidas, con crecimientos económicos más significativos «será el año de la consolidación del empleo», resalta Íñigo Sagardoy, presidente de Sagardoy Abogados. La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, afirmó que el nuevo marco de relaciones laborales permite crear puestos de trabajo con avances de la economía inferiores al 1%. Si el PIB experimenta crecimientos en torno al 2%, España podría crear entre 200.000 y 300.000 empleos para finales de 2015. Recuperar todos los puestos de trabajo que se han perdido desde el inicio de la crisis llevará algún tiempo. Sagardoy estima que en 2015 «estaremos en tasas de paro próximas al 20%, e incluso inferiores».

Las últimas medidas impulsadas en materia de estímulos a la contratación indefinida están cosechando un magnífico resultado. Así lo demuestra el crecimiento interanual del 28% de este tipo de contratación. Además de la reforma laboral, la tarifa plana y los recientes incentivos a la estabilidad en el empleo demuestran que, aun en un clima económico adverso, los contratos indefinidos pueden crecer en detrimento de la temporalidad. Sin embargo, Sagardoy piensa que acabar con la dicotomía entre trabajadores indefinidos y temporales será complicado en un par de años. «El empleo será cada vez más estable, pero seguirá cohabitando con una contratación temporal importante, debido a la estructura histórica de nuestro mercado laboral», apostilla.

Construcción: La venta de viviendas se incrementará entre el 15% y el 20%

Lejos de la vuelta al ladrillo, ya se han sentado las bases para la recuperación del sector inmobiliario. Mientras que el mercado terciario presenta claros síntomas de mejoría, el residencial continúa estabilizándose y mantiene un comportamiento bastante asimétrico, en función de las zonas. Si bien en la mayoría de las capitales de provincia del interior, exceptuando Madrid, el proceso de ajuste continúa, en el resto del país la corrección finalizará en unos meses. De hecho, en algunas comunidades ya se observa crecimiento en los precios. Ángel Serrano, director general de Negocio de Aguirre Newman, recuerda que han bajado en torno al 50%, pero que la corrección ha sido desigual. «En algunas zonas se mantiene el exceso de oferta, por lo que hay margen para la corrección». Serrano estima que las ventas se incrementarán entre un 15 y un 20%, y que el repunte de los precios oscilará, en general, entre el 1 y el 2%, con un comportamiento regional heterogéneo.

El envejecimiento de la población es una realidad, y el alquiler va ganando terreno frente a la compra. La mayor amenaza que vislumbran desde Aguirre Newman es que los propietarios crean que la corrección ya se ha producido y pretendan elevar los precios. «El sector está formado por micromercados y el comportamiento de los mismos resulta muy asimétrico». Serrano piensa que esta recuperación puede ser una salida en falso de la crisis si en aquellas zonas donde los precios necesitan una mayor corrección no se realiza por el efecto contagio de otras en las que el ajuste ya ha finalizado. En la misma tesitura, sostiene que el leve incremento de precios en algunas comunidades se verá acentuado «en la segunda parte del próximo año». El director general de Negocio de Aguirre Newman resalta que el modelo económico español ha cambiado en los últimos años, por lo que «es bastante improbable que el sector inmobiliario vuelva a ser el motor de nuestra economía».

Comercio exterior: Las exportaciones crecerán un 4,5%

Las empresas españolas aún tienen equipaje para guardar en sus maletas. Las exportaciones tendrán un comportamiento positivo en 2015. Matías Lamas, responsable en temas macroeconómicos de Analistas Financieros Internacionales (Afi), considera que «el crecimiento de las ventas al exterior rondará el 4,5%, y que España seguirá ganando cuota de mercado». Sin embargo, el reducido avance de la eurozona limitirá el incremento de las exportaciones. La depreciación del euro se trata de otro factor a tener en cuenta. Lamas cree que «el euro tendrá dificultades para depreciarse de forma global, aunque podrá hacerlo frente a la divisa estadounidense, porque posiblemente la Reserva Federal se desmarque del resto de bancos centrales».Todo hace presagiar que el consumo privado y la inversión empresarial puedan tomar el relevo del tirón de las exportaciones. Lamas calcula un crecimiento del 2,5% del gasto de las familias, que aumentará también las importaciones el 6%.

Inflación: Los precios se mantendrán estables el próximo año

Más allá del precio del crudo, las previsiones para la inflación española están relacionadas con las asunciones sobre la combinación entre la evolución futura del tipo de cambio del euro y el comportamiento de los costes de los hidrocarburos.

José Luis Martínez Campuzano, estratega de Citi en España, respalda que detrás de los descensos actuales del precio del petróleo hay una combinación de factores de oferta (sobrecapacidad estimada en más de un millón de barriles por día y relevancia en aumento de las alternativas energéticas) y de demanda (menor solicitud de lo esperado como consecuencia de un débil crecimiento global). Además de un repunte aproximado del coste del barril hasta los 80 dólares, Martínez apunta que la caída de la moneda europea se profundizará durante el próximo año. «Esperamos un tipo de cambio del euro frente al dólar en niveles de 1,12 a mediados del ejercicio, que puede finalizar incluso por debajo».

Obviamente, el analista parte de la hipótesis de la aprobación de más estímulos (QE) por el BCE, con compras mensuales de deuda de hasta 30 billones de euros.

Asimismo, considera que la recuperación de la eurozona será excesivamente débil durante 2015 (1,1% de crecimiento, según sus previsiones) como para seguir discutiendo sobre el riesgo de recesión y deflación, lo que puede restar protagonismo al mercado europeo como foco de atracción de la inversión financiera internacional.

Reforma fiscal, descenso de los precios exteriores, depreciación del euro, mejora de las condiciones de financiación a través del QE europeo. Las perspectivas económicas para el próximo año, sobre el 2,5% de crecimiento del PIB, son compatibles con niveles bajos de inflación.

No obstante, podríamos asistir a una recuperación de los precios, aunque bien por debajo de los máximos recientes. «En 2015 esperamos un crecimiento nulo de los precios, coherente con el proceso de desapalancamiento que sigue registrando la economía y la necesaria mejora de la competitividad exterior».

Martínez no habla de deflación, sino de un escenario inducido por factores estructurales y transitorios que mantendrá los precios estables a corto plazo. «La recuperación de la inflación será lenta. En 2016 esperamos un nivel de apenas medio punto», agrega.

Mercados: La prima de riesgo cerrará 2015 en torno a los 75 puntos básicos

De ser una prima lejana, a la que pocos conocían, pasó a convertirse en un familiar cercano que nos acompañaba cada día, mientras leíamos la prensa o veíamos el telediario. Desde la entrada en vigor del euro, la prima de riesgo –que señala el diferencial del bono de referencia español con su homólogo alemán– se mantuvo en niveles que oscilaban entre los 20 y los 30 puntos básicos. De hecho, en los años de bonanza, la prima de riesgo española llegó a estar por debajo de la referencia que marcaba el «bund» germano.

No obstante, el nivel se disparó cuando comenzó a otearse la crisis financiera. Lejos queda la barrera de los 640 puntos básicos, que espantaba a los inversores y presagiaba un futuro incierto para la moneda común.

Estefanía Ponte, directora del departamento de Economía y Estrategia de Cortal Consors BNP Paribas, vaticina que en 2015 la prima de riesgo se situará por debajo de los 100 puntos básicos, y que podría cerrar el año en torno a los 75-80 puntos básicos. «La tendencia se acentuará hasta los 50 puntos básicos en 2016», remarca.

La deuda para los españoles se abarata paulatinamente. Bajo el supuesto de un tipo de interés alemán a 10 años en el 1,50%, la rentabilidad del bono español a 10 años podría cerrar el próximo año al 2,3%, con implicaciones de gran calado sobre las cuentas públicas españolas.

El Gobierno barajó en los Presupuestos Generales del Estado 2015 un tipo de interés a largo plazo en el 2,6%, por lo que el pago de los intereses de la deuda se cumplirá holgadamente.

El precio objetivo del selectivo español se apoya en la situación macroeconómica. Así, el Ibex 35 podrá acercarse a los 11.800 puntos. Ponte espera un crecimiento del 2,4% del PIB, por lo que defiende un Ibex 35 por encima de 12.500 puntos.

De esta manera, la analista estima una mayor entrada de inversión en cartera en España. «Existe una relación clara entre la inversión en cartera por parte de los no residentes en España y el Ibex 35 (coeficiente de correlación del 73%). Por ello, un Ibex 35 en niveles de 12.000 puntos implicaría una inversión en cartera superior a los 10.000 millones de euros a finales de 2015».

La prima de riesgo española cerró su última sesión en 112 puntos básicos, cuatro más que en la apertura, pese a que el interés del bono español a diez años bajó al 1,632 % y el del alemán del mismo plazo subió al 0,597%. Por su parte, pese a la caída del 2,68% del último mes, se ha revalorizado un 5,7% en el transcurso del presente año.

SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1
    Blogs
  • 1
    Image

    TU ECONOMIA versión impresa

    Tu Economía Nº150

  • 2
    Tu Economía Nº149
  • 3
    Tu Economía Nº148
  • 4
    Tu Economía Nº147