MENÚ
viernes 20 octubre 2017
22:01
Actualizado
El Tiempo
  • 1

El Vaticano rechaza la independencia de Cataluña y defiende la «legalidad constituida»

La Santa Sede es contraria a toda autodeterminación que no esté justificada por un proceso de descolonización

Así se lo ha transmitido el Papa Francisco y el cardenal Parolin al nuevo embajador español, Gerardo Bugallo

  • El Papa Francisco
    El Papa Francisco

Tiempo de lectura 2 min.

05 de octubre de 2017. 15:26h

Comentada

Ante la difícil situación que atraviesa Cataluña a causa de la declaración unilateral de independencia que el president de la Generalitat, Carles Puigdemont, quiere llevar a cabo el próximo lunes en el Parlament, la reacción del Papa Francisco de apoyo a la legalidad no se ha hecho esperar. Aunque el Pontífice no ha hecho ninguna referencia pública hacia el asunto catalán, sí se refirió a esta cuestión en una reunión con el nuevo embajador de España en el Vaticano, Gerardo Bugallo. En esta cita, el Papa manifestó el rechazo de la Iglesia a toda actitud que no esté basada en el respeto a la legalidad constituida, según informa la revista Vida Nueva en su nuevo número.

En un encuentro a solas en la Biblioteca Privada del Papa, tras la ceremonia de presentación de cartas credenciales del embajador español al Pontífice el pasado lunes, Bergoglio reiteró al embajador la postura de la Santa Sede, que es contraria a toda autodeterminación que no esté justificada por un proceso de descolonización. Además Bugallo transmitió al Papa los saludos del Rey Felipe VI y del Gobierno, así como agradeció en su nombre y en el de todos los españoles la ayuda que la Iglesia ha prestado y sigue prestando a las capas más desfavorecidas de la sociedad.

Tras mantener una reunión de veinte minutos con el Pontífice, Bugallo tuvo otra entrevista con el cardenal Parolin, y entre otros asuntos trataron también la situación excepcional en Cataluña, donde según explica la citada revista, el cardenal manifestó que la diplomacia vaticana patrocina actitudes de diálogo y de negociación para atajar las tensiones creadas, sin renunciar a soluciones pacíficas.

Esta no es la primera vez que el Papa Francisco habla sobre Cataluña. En el año 2014, en una entrevista con “La Vanguardia” ya aseguró que toda división “le preocupa”, y explicó que “la secesión de una nación que no cuente con un antecedente de unidad forzosa hay que tomarla con muchas pinzas y analizarla por caso”.

Precisamente el miércoles, los hombres del Papa en España, el arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, y el de Barcelona, Juan José Omella, se reunieron con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy en La Moncloa para discutir el papel de la Iglesia en el conflicto catalán, tras que la Conferencia Episcopal Española llamase en una declaración institucional al “diálogo y a evitar situaciones irreversibles en Cataluña”.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs