MENÚ
miércoles 20 septiembre 2017
19:17
Actualizado

La CUP responde: «Los alcaldes no irán a declarar»

Pide a Colau que les entregue «las llaves de los colegios»

  • El diputado de la CUP en el Parlament Benet Sallelas.
    El diputado de la CUP en el Parlament Benet Sallelas.
larazón.es. 

Tiempo de lectura 4 min.

13 de septiembre de 2017. 17:13h

Comentada

La CUP ha anunciado que la treintena de alcaldes de la formación "no comparecerán" ante las citaciones del fiscal general del Estado, José Manuel Maza, a los primeros ediles que han firmado los decretos de apoyo al referéndum convocado para el 1 de octubre.

La formación ha emplazado al resto de fuerzas políticas a "hacer lo mismo" al amparo de la Ley del referéndum, ha informado en un comunicado.

La CUP como tal gobierna en 28 ayuntamientos y, en otros dos -- el de Sabadell y Badalona--, forma parte de la coalición que lidera los consistorios: Crida per Sabadell y Guanyem Badalona en Comú.

Ha reprochado que la Fiscalía General del Estado, "limitada por su estatuto", no puede ordenar la detención de aquellos alcaldes que no comparezcan ante la citación, y que si las ordenase sobrepasaría su límite competencial vulnerando los derechos fundamentales, entre ellos el de libertad.

Ha afeado la "actuación demofóbica y de ataque a los derechos fundamentales del Estado español" ordenando unos arrestos que, según la CUP, tienen un único objetivo de atemorizar la población y los cargos electorales.

La CUP ha asegurado que se responderá conjuntamente ante la "estrategia represora" del Estado para hacer valer lo que consideran el mandato popular mayoritario amparado en el derecho de los pueblos

a su autodeterminación.

Por su parte, el diputado de la CUP en el Parlament Benet Sallelas ha confiado este miércoles en que los Mossos d'Esquadra estén a favor de los derechos políticos y civiles de los catalanes, frente a "los del tricornio que están en contra".

Lo ha dicho en rueda de prensa en el Fossar de les Moreres de Barcelona, durante un acto simultáneo de la precampaña de la CUP para el referéndum del 1-O en Barcelona, Valencia, Palma y Perpignan (Francia).

"Quien registra periódicos y coarta derechos es la Guardia Civil", ha respondido al preguntársele por que el mayor de Mossos haya encargado las diligencias que correspondan tras la instrucción de Fiscalía ante el 1-O.

"Los del tricornio están en contra de los derechos civiles y políticos de la ciudadanía. Esperamos y confiamos en que los Mossos d'Esquadra estén a favor", ha reiterado.

"Pensamos que los Mossos deben estar a lado de la ciudadanía garantizando derechos políticos básicos de este pueblo", ha reclamado, y ha añadido que el Estado está intentando limitar esos derechos.

Ha opinado que el derecho de reunión "está siendo atacado" cuando se prohíbe un acto en favor del derecho a decidir en Madrid; el de libertad de prensa, cuando se advierte a directores de medios de comunicación sobre el 1-O; y el de libertad de expresión, cuando la Mesa del Parlament recibe querellas por permitir el debate y votación de las leyes de 'desconexión'.

"En este embate democrático del Estado", el diputado de la CUP ha exigido a la policía catalana situarse al lado de los ciudadanos y de sus derechos. MANIFIESTO

Lo ha dicho durante un acto en que se ha entonado 'La muixeranga' y se ha leído el manifiesto de la CUP 'El nostre horitzó, Pasos Catalans'.

El texto hace patente que su deseo era que el referéndum previsto para el 1 de octubre en Cataluña se celebrara en todos los territorios de habla catalana y lamenta que no se haya conseguido, pero sostiene que el 1-O es "el pistoletazo de salida" de la soberanía plena de todo este territorio.

Afirma que se comparte una cultura y una lengua, pero también unas leyes de los gobiernos español y francés "que atentan contra los derechos civiles" de sus habitantes, por lo que animan a votar en Cataluña sin miedo y con una sonrisa, como punto de partida para derogarlas y promulgar unas propias.

El también diputado de la CUP Joan Garriga ha afirmado que las leyes del referéndum y de transitoriedad jurídica que se aprobaron la semana pasada en el Parlament son "un acto de determinación, de compromiso político y un gesto que supera cualquier actitud autonomista".

Ha asegurado que con la probación de las normas se camina hacia la soberanía catalana tras "constatar el fracaso del diálogo con el Estado", y ha llamado a los catalanes a acudir a las urnas.

COLEGIOS DE BARCELONA

La concejal 'cupaire' en Barcelona Maria Rovira ha defendido que cualquier ayuntamiento de izquierda y del cambio tiene que abrir los colegios electorales, al preguntársele por que el Ayuntamiento de Barcelona haya pedido a la Generalitat garantías jurídicas para los funcionarios el 1-O para abrir los colegios.

"Si no, que nos den las llaves y nosotros iremos a abrirlos. Cualquier cosa distinta es estar al lado de los que pisan los derechos democráticos de la sociedad civil", según Rovira.

Contenido relacionado

Red de Blogs

Otro blogs