martes, 06 diciembre 2016
04:28
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
España

España / Elecciones catalanas

Una Cataluña dividida en manos de Podemos

  • Los independentistas logran 64 escaños pero se quedan a cuatro de la mayoría absoluta, algo que sí lograrían todos los partidos no nacionalistas si se unen.

Una Cataluña dividida en manos de Podemos

Artur Mas ha fijado en los 68 diputados, la mayoría absoluta del Parlamento, la cifra mínima necesaria para la victoria del independentismo. No está dispuesto a contar votos ni tampoco a tener en cuenta la mayoría reforzada que exige el propio Estatuto catalán para su reforma. Pero según la última encuesta de NC Report para LA RAZÓN, realizada al calor de la manifestación independentista de la Diada, la candidatura soberanista de Juntos por el Sí engorda en dos escaños más con respecto al sondeo de agosto, pero ni siquiera con los radicales de izquierdas de las CUP conseguiría esos 68 escaños mágicos que él mismo ha dicho que serían la puerta para poner en marcha el proceso de desconexión con España.

Ver a pantalla completa

La Diada fue organizada este año como un acto electoral más de los promotores de la independencia, y dicen los expertos que estos actos de movilización «patriota» pueden tener un efecto contagioso en voto abstencionista. Con todos estos elementos a favor, la candidatura que encabeza Raül Romeva, y en la que por dentro se han refugiado Artur Mas y Oriol Junqueras, conseguiría 59 escaños, mientras que en las autonómicas de 2012 CiU se quedó en los 50 escaños, y ERC llegó a sumar 21. Setenta y uno entre las dos fuerzas. A UDC se le atribuyen ahora cinco escaños.

Ciudadanos, por su parte, pierde dos diputados en esta última encuesta con respecto a los 25 parlamentarios que se le atribuían en agosto, y 27, en julio. El PP se mantiene en 12 escaños, lo mismo que en el sondeo de agosto, aguantando después del empujón hacia arriba que le supuso la candidatura de Xavier García Albiol. El referente del PP catalán se ha marcado como principal objetivo reducir precisamente la fuga de votos hacia el partido de Albert Rivera.

El PSOE perdería otro escaño más, de los 18 de julio, a los 15 que le da ahora la encuesta. Mientras que Podemos, dentro de Cataluña sí se puede, se mantiene en los 16 escaños.

El trabajo de campo de esta encuesta de NC Report se realizó entre el 7 y el 15 de septiembre, en plena efervescencia de los preparativos de la gran manifestación independentista del pasado viernes, con la que arrancó la campaña electoral. En la encuesta anterior a la creación de Juntos por el Sí, realizada en enero, la suma de CiU y ERC era del 43,2 por ciento del voto válido, y el número de escaños de ambos era de 67, con lo que se situaban conjuntamente a un solo escaño de la mayoría absoluta. Ahora, en septiembre, y agrupados bajo un mismo cartel electoral, el porcentaje de voto desciende al 37,6 por ciento, lo que representa un descenso de 5,6 puntos. Su grupo parlamentario estaría integrado por 59 diputados, 8 menos que en enero, alejándose de la mayoría absoluta. Ni con el apoyo de las CUP (5) llegarían y se quedarían en el 42,8% de los votos.

Ciudadanos sigue siendo la segunda fuerza política catalana con el 16,5 por ciento del voto válido y 23 escaños. Y con respecto a los resultados de las elecciones de noviembre de 2012, el vuelco es aún mayor. La suma de CiU y ERC cae 6,8 puntos, al bajar del 44,4 por ciento al 37,6 por ciento. Sus diputados se reducen en 12, al pasar de 71 a 59. Y esto a pesar de que el sistema electoral juega a favor de la candidatura de Juntos por el Sí, igual que en el pasado lo hizo a favor de CiU.

Pero según este último sondeo de NC Report puede ocurrir que la candidatura soberanista no consiga alcanzar la mayoría absoluta de los votos, pero tampoco los escaños. Todo va a depender de la participación, cuanto más alta sea, más cuesta arriba se pone para los soberanistas. Ese incremento de la afluencia a las urnas sería a costa, fundamentalmente, de los que normalmente no votan en autonómicas, pero sí en generales, y es un voto, según los expertos, más inclinado hacia el «no».

Esta encuesta confirma, asimismo, el retroceso de Juntos por el Sí y su secuestro por parte de las CUP, un partido impredecible y cuyo apoyo puede hacer saltar por los aires ya no solo la candidatura de Artur Mas a la Generalitat, sino la convivencia dentro de la propia lista única. En cualquier caso, de confirmarse los resultados de esta encuesta, el independentismo tendría una dura derrota que obligaría a Mas a abandonar la política y abriría en canal a CDC. En ese escenario habría que ver si los no partidarios del independentismo, desde el PP a Podemos, serían capaces de ensayar alguna fórmula de colaboración que diera lugar a un Gobierno alternativo. Y es que, la suma de los escaños de PP, PSC, C’s, Unió y Cataluña sí que es Pot (coalición de la que forma parte Podemos), daría como resultado 71 diputados (53,9%), suficientes para desbancar a los secesionistas. Eso sí, habría que contar con el apoyo de los de Iglesias, porque de lo contrario la suma quedaría en 55.

Un escenario también muy poco predecible, y que hoy parece imposible, pero que quedaría abierto, bajo la incógnita, a su vez, de las elecciones generales que se celebrarán en diciembre. Estos comicios interferirán en los próximos meses en la gestión del conflicto catalán porque se acentuará la lucha partidista entre populares y socialistas. El escenario contrario al arriba descrito, el de una mayoría ajustada de los soberanistas, y desde el planteamiento impuesto por Mas de que éstas eran unas elecciones plebiscitarias, sigue situando como una opción muy difícil la declaración unilateral de independencia. Pero dejaría despejado el camino para que Mas intente seguir mandando.

En lo que se refiere a las provincias, en Barcelona Juntos por el sí sería la que más escaños lograría con 32, seguida de C’s, con 16 (8 más que en 2012( y Cataluña sí que es Pot, con 12. El PSC pasa de 14 a 10 y el PP de 12 a 8. Las CUP, mientras, pasan de 3 a 4. Y es la coalición independentista de Mas la que consigue la mayoríad e diputados en Gerona (10), Lérida (9) y Tarragona (8). El resto de formaciones se mantienen con un máximo de 2 escaños en estas circunscripciones, salvo C’s, que mejora su único diputado de Tarragona, donde ahora lograría 3.

SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1