MENÚ
domingo 24 septiembre 2017
02:49
Actualizado
El Tiempo
Selecciona tú localidad
Madrid Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC

Zapatero siete años después: «Combatimos un paro que no creamos»

  • El presidente fue interrumpido varias veces por silbidos y abucheos en el discurso que pronunció en Canarias

MADRID- Cuando se cumple un mes desde la renuncia de Zapatero a repetir como candidato socialista se hace más evidente su descenso en popularidad. El presidente del Gobierno protagonizó ayer en Canarias un mitin electoral ante una reducida audiencia en el que enarboló la nueva bandera electoral del PSOE: culpar al Partido Popular de los males que afligen a la economía española.
En su discurso pronunciado en la ciudad de Santa Cruz, el presidente del Gobierno vaticinó que disminuirán las cifras de paro y que eso ocurrirá por la responsabilidad del Ejecutivo para hacer frente a una situación generada «por otros» y pese a la falta de colaboración del PP. Pese a las nefastas cifras del desempleo conocidas el viernes, el jefe del Ejecutivo se mostró optimista aunque advirtió de que no hay una «vara mágica» para bajar el desempleo de la noche a la mañana. Ante un recinto cuyo aforo no se completó, Zapatero defendió la gestión de la crisis recalcando que se está haciendo lo que España necesita.
«Nosotros tenemos la responsabilidad de combatir la crisis que no generamos, igual que el paro, tenemos la responsabilidad de superarlo y vamos a tener la responsabilidad de ganar a la crisis y al Partido Popular», ha arengado el presidente del Gobierno.
Zapatero vió interrumpida su intervención en tres ocasiones, dos de ellas cuando un par de personas gritaron «¡Libertad para el Sahara!» y otra cuando varios asistentes se levantaron y protestado por el desempleo que sufre España vistiendo cada uno de ellos una camiseta con un número hasta completar la cifra de 4.910.200 parados recogida en la Encuesta de Población Activa.
Tras las interrupciones, Zapatero siguió defendiendo las políticas del Ejecutivo contra la crisis y contra el paro, así como las que han servido «para ayudar a los afectados por el desempleo». Dijo que no piensa variar esa actitud, ya que se ha comprometido a que más del 75 por ciento de los parados «tengan una prestación». Zapatero también lamentó que el PP «no se comprometa con España ni arrime el hombro», quiera «borrar del mapa» al PSOE y piense que va a ganar las elecciones por la crisis. Advirtió a la oposición de que no eso no va a ocurrir porque sólo gana en las urnas «quien cree en lo que hace y quien defiende el interés general».
Zapatero trató una vez más de desviar la atención de la crisis que el PSOE ha creado cargando contra Rajoy por hablar «sólo cuando le deja Aznar» y criticó que el ex presidente considere «un lío» la sucesión en el PSOE. «A la democracia la llama lío», dijo antes de mandar «callar la boca» al Partido Popular «por rubor cuando se hable de la independencia de la televisión pública.


600 sillas vacías  en el mitin
- La ciudad de Santa Cruz amaneció ayer plagada de carteles para animar a los canarios a acudir al mitin electoral del PSOE. El lema «Tengo algo que contarte», junto a una foto del presidente Zapatero, no tuvo el efecto deseado. Los tinerfeños dejaron 600 sillas vacías en el Pabellón de Santiago Martín, con un aforo que ronda los 3.500 asientos. Zapatero centró su deslucida intervención en la economía, pero tuvo que hacer frente a un grupo de espontáneos prosaharauis que le echaron en cara a gritos desde las gradas la postura promarroquí del Gobierno soialista. Al menos tres manifestantes fueron desalojados para que el presidente continuara con su alocución, aunque Zapatero pidió que les dejaran «expresar su opinión».

SIGUENOS EN LA RAZÓN