sábado, 07 marzo 2015
00:24
Actualizado a las 
Ofrecido por:
MOSTRAR STICKY MOSTRAR NORMAL
  • 1

    historico

historico

Furby vuelve más espeluznante que nunca gracias a unos ojos LCD

  • La mascota electrónica que revolucionó los juguetes -y aterrorizó a los niños- a finales de los 90, Furby, vuelve a las tiendas con lo último en tecnología. Y gracias a eso es más espeluznante que nunca. Furby ha cambiado sus saltones ojos blancos por dos pantallas LCD, es algo más flexible y cuenta con su propia aplicación para iOS.

  • 1

Siguiendo el camino que en 1996 inauguró el Tamagotchi de Bandai, Tiger Electronics -empresa subsidiaria de la juguetera Hasbro- presentó la que sería la nueva mascota virtual para todos los niños del mundo, Furby. Se trataba de un "animal" mezcla entre ratón, gato, murciélago y búho disponible en varios colores -rosa incluido- que movía los ojos y las orejas y hablaba en un idioma propio llamado Furbish. Había que enseñarle a hablar y darle de comer, además de jugar con él.

A partir de ese momento había dos tipos de niños en el mundo: los que tenían Furby y los que no. Llantos, pataletas en jugueterías e incluso discusiones familiares fueron provocadas por este "muñeco" con tal de llevarlo a casa, algo a considerar ya que el nuevo juguete no era de los más baratos.

Muchos padres accedían a las peticiones de sus hijos por no oir más aquello de "Papá, quiero un Furby", pero a los pocos días, esos mismos padres preferirían volver a escuchar a sus hijos antes que al muñeco. Cuando el Furby llegaba a cada las tornas cambiaban. Los llantos, pataletas y discusiones se seguían produciendo, pero esta vez por hacerle callar.

Ahora, 14 años después, para revivir aquellos "maravillosos" tiempos en los que un muñeco conseguía entretener durante horas a los más pequeños de la casa y sacar de quicio a los más grandes, vuelve Furby con nuevas características pero tan espeluznante como siempre.

Un nuevo vídeo muestra un Furby azul que, para empezar, sustituye esos ojos blancos saltones por dos pantallas redondas LCD que hacen que el muñeco dé un poquito más de "repelús", ya que si se mira al muñeco desde otra perspectiva que no sea frente a él se ven dos pantallas blancas que parecen de todo menos ojos.

Además, ahora Furby es más flexible que las versiones anteriores por lo que se mueve más e incluso es capaz de bailar -lo que le faltaba-. Al igual que las otras generaciones, el nuevo Furby tiene la capacidad de comunicarse con otros Furbys mediante la lengua Furbish y puede responder a las voces humanas e incluso cambiar el tono de voz.

El nuevo Furby también interactuará con una aplicación para iOS que permitirá dar de comer al muñeco o ensañerle nuevas palabras. Una de las características que también conserva de la generación anterior es que continúa funcionando a pilas, por lo que dejar de oír a esta pequeña mascota es tan fácil como abrir la tapa y quitarselas.

l nuevo Furby comenzará a estar disponible a partir del próximo mes de septiembre por 60 dólares.

Síguenos en