jueves, 29 junio 2017
16:08
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1

Los colegios sin calefacción que no quiere ver Pajín

  • El Ayuntamiento de Parla (PSOE) no paga el gasoil de sus centros de Primaria

MADRID- Un problema más o menos cotidiano puede tener muy diferentes desenlaces según el punto geográfico donde se produzca. El mismo inconveniente que este lunes provocó una batalla campal entre radicales de izquierda, estudiantes del instituto público Lluis Vives y agentes de Policía en Valencia –y que se saldó con 25 manifestantes en el furgón policial–, lleva años sucediendo en nada menos que seis colegios públicos de un feudo socialista como es el Ayuntamiento de Parla (Madrid) sin levantar el mayor revuelo.

En la capital del Turia los estudiantes salieron a la calle para protestar por la supuesta falta de calefacción en un centro en el que nunca se cortó el suministro. En Parla, en cambio, los alumnos de hasta seis centros escolares públicos (precisamente uno de ellos se llama también Luis Vives) llevan varios inviernos viendo cómo desde los radiadores de sus aulas sale calor un día sí y otro no sin que los agentes hayan tenido que mediar en un conflicto que aún no está resuelto.

Así, mientras el pasado miércoles la diputada socialista Leire Pajín se quejaba en el Congreso de que «cuando los jóvenes protestan porque no tienen calefacción en su instituto y tienen que asistir a clase con manta en las escuelas de hojalata, se encuentran con una represión brutal de la Policía...», en Parla se esperaba la llegada de un camión cargado de gasoil que sólo pasa, explicaron los padres de los alumnos afectados, cuando en las aulas sus hijos ya llevan al menos un par de días pasando frío.

El conflicto ha llegado hasta el extremo de que la directora de uno de los centros afectados pidió a mediados del mes pasado a los padres de sus alumnos que tuvieran en cuenta que el colegio era un auténtico congelador a la hora de vestir a sus hijos para asistir a clase: «Hoy 16 de enero de 2012, el centro no ha tenido calefacción por falta de gasoil. Se han realizado las gestiones oportunas con el Ayuntamiento de Parla y se va a intentar solucionar el problema con la mayor brevedad posible. Se desconoce la fecha en que la calefacción volverá a funcionar. Ruego manden abrigados a sus hijos al colegio», pidió en su comunicado Sonia Gigorro, la directora del  centro de educación especial María Montesori. Al día siguiente, el Ayuntamiento de Parla, responsable del mantenimiento de los centros de educación primaria de su localidad, aún no había resuelto el problema.

Los padres, ya desesperados, están hartos de reunirse con el concejal de Educación para que les dé una solución que es pan para hoy y hambre para mañana. «Cuando ven que la situación es insostenible, mandan un camión, le pagan entre 1.000 y 1.500 euros y les callan la boca durante unos días pero no terminan con el problema», explicó uno de los afectados de este colegio que cumple con creces los requisitos de los centros de «hojalata» de Pajín.


«Manifestarse no es incompatible con la oposición responsable»
El ex ministro de Trabajo Valeriano Gómez subrayó ayer que la presencia de dirigentes del PSPV en las protestas de estudiantes en Valencia «no es incompatible con la oposición responsable» que el PSOE se ha propuesto hacer esta legislatura. «Naturalmente, hasta ahí podríamos llegar», enfatizó el ex ministro a la pregunta de si es oposición responsable la presencia en la protesta del miércoles del secretario general del PSPV, Jorge Alarte. «¿Pero desde cuándo en democracia no es posible manifestarse libre. y legítimamente manifestando una opinión, pacíficamente como corresponde en democracia?», se preguntó. Gómez restó importancia a las acusaciones de dirigentes del PP que creen que el PSOE tratará de hacer oposición en las calles en lugar de en el Parlamento, por considerar que es «común» que el PP «siempre» quiera ver al PSOE detrás de todas las protestas sociales contra él.

SIGUENOS EN LA RAZÓN