MENÚ
jueves 14 noviembre 2019
22:07
Actualizado

El teatro cubierto más antiguo de España (siglo XVIII) subirá de nuevo el telón tras cuatro años de reformas

El Coliseo de Carlos III vuelve a escena

Sus butacas fueron  ocupadas por el rey Carlos III y su gran corte de damas y señores ilustrados. Fue diseñado por el arquitecto francés Jaime Marquet y mejorado por Juan de Villanueva, siempre a las órdenes de Carlos III, que quiso darle al Real Sitio de San Lorenzo del Escorial un gran teatro que siguiera el modelo barroco napolitano.

  • El teatro, con capacidad para 500 personas, está catalogado como Bien de Interés Cultural desde 1995 en la categoría de Monumento. Desde 1985 es gestionado por la Comunidad de Madrid
    El teatro, con capacidad para 500 personas, está catalogado como Bien de Interés Cultural desde 1995 en la categoría de Monumento. Desde 1985 es gestionado por la Comunidad de Madrid
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

30 de noviembre de 2010. 01:36h

Comentada
Madrid. 30/11/2010

Se escogió para su ubicación la majestuosa calle de Floridablanca, junto al Monasterio, para que estuviera comunicado con las Casas de Oficios (también de Villanueva) por un pórtico de acceso que atravesaba la calle hasta el palacio. En la actualidad, el teatro ya no cuenta con el pasaje que permitía al monarca y a su corte  acceder a éste sin tener que salir a la calle. Sin embargo, tras la remodelación integral a la que se ha sometido en los último cuatro años, a partir del 10 de diciembre volverá a subir el telón que durante 25 años ha dado paso a los más grandes cantantes, músicos, bailarines y directores. El Coliseo se estrenará con dos conciertos inaugurales «Delicadas piezas para una celebración» y «Música española escénica y fílmica del XIX y XX español», dos recorridos por la música española desde el momento en el que nació, en el siglo XVIII hasta la actualidad.

Formato reducido y selectivo
El vicepresidente del Gobierno regional y consejero de Cultura, Ignacio González, acudió ayer a visitar el final de las obras de restauración que la Comunidad de Madrid ha llevado a cabo «en esta bombonera única, histórica y singular», según declaró González. Y es que a partir del próximo mes el Real Coliseo de Carlos III, que actualmente es el teatro cubierto más antiguo que se conserva en España y el único de Corte español que se mantiene en uso, contará con una programación propia, especializándose en el  pequeño formato, con una media de 100 espectáculos anuales, y dando especial importancia a la música de cámara. Además acogerá los espectáculos de los distintos festivales de la Comunidad como el de Otoño en Primavera, Suma Flamenca o Madrid en Danza, entre otros. Pero para llegar a este momento, tal y como relató ayer el vicepresidente regional, el Coliseo de Carlos II ha pasado por diferentes etapas, algunas de apogeo, otras de abandono.  Y es que antes de convertirse en Bien de Interés Cultural, en 1995, en la categoría de Monumento, sirvió de acuartelamiento de las tropas francesas durante la Guerra de la Independencia. En 1855, pasó a formar parte del Estado,  a través de la Ley de Desamortización, que lo vendió por 28.500 pesetas. Con el siglo XX el Real Coliseo renace de la mano de dramaturgos, como los hermanos Álvarez Quintero, Arniches, Muñoz Seca o el premio Nobel Jacinto Benvavente.

Del apogeo al abandono

La Guerra Civil obligó a detener la actividad y aunque después volvió a abrir llegó a ser utilizado como sala de cine, bajo el nombre Teatro Lope de Vega. El edificio entró entonces en un progresivo deterioro hasta que en los 70 se hace con la propiedad la iniciativa privada, que emprende una gran reforma del teatro, que concluyó en 1979, momento en que fue reabierto y  galardonado con el Premio Nacional de Restauración. En 1985, con la transferencia del Patrimonio Histórico, el Real Coliseo pasó a ser gestionado y mantenido por la Comunidad.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs