domingo, 25 junio 2017
11:16
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1

Salir al MAB le puede costar a una empresa hasta el 12% de su capital

MADRID- Un día después de que el presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Julio Segura, afirmara que el acceso al Mercado Alternativo Bursátil (MAB) es caro debido a los recursos externos que necesitan las empresas, el presidente de la compañía Medcomtech, Juan Sagalés, la última en unirse al MAB, señaló que si bien la salida a este mercado «puede parecer cara, vale la pena a medio plazo».
Según el presidente de la compañía especializada en la distribución de instrumental médico quirúrgico, el coste de salida al MAB representó para su empresa  «entre un 10% y un 12% del capital levantado». Sagalés, que hizo estas declaraciones durante la celebración de la jornada inaugural del Ciclo de Economía-Finanzas, organizado por Gestiona Forum en la sede de la Bolsa de Madrid, apreció que esta iniciativa  no sólo les ha permitido crecer, aumentando su previsión de facturación para 2010 casi un 60%, sino también «adquirir una cultura de transparencia y notoriedad».
En el encuentro también participó el vicepresidente del MAB, Jesús González, que señaló que «tres nuevas compañías se incorporarán al MAB» en los próximos meses, posiblemente antes de verano, sumándose así a las cuatro empresas que ya cotizan en este mercado. Para González, la bolsa tradicional está pensada para grandes compañías, mientras que el MAB es idóneo para empresas más pequeñas, dada su «mayor flexibilidad», aunque otorgando la misma transparencia a los inversores.
Alternativa para pymes
Fernando Orteso, consejero delegado de Banesto Bolsa, definió el MAB como una «clara alternativa para las pymes que quieran expandirse» así como «un gran mercado» al que los gestores e inversores deberían prestar más atención.
«El MAB puede dar respuesta  a las necesidades de financiación estas empresas», afirmó. Además «aumenta su visibilidad, da calidad crediticia y otorga liquidez». El directivo de Banesto Bolsa explicó el papel del «banco colocador» como captador de este tipo de compañías para el MAB y animó a otras entidades financieras a convertirse en «colocadores» en este mercado.

SIGUENOS EN LA RAZÓN