MENÚ
sábado 25 noviembre 2017
08:16
Actualizado
El Tiempo por
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Las centrales nucleares respiran

Industria no descarta prorrogar la licencia de Garoña más allá de 2013

  • La mayoría de los trabajadores de Garoña son menores de 30 años / Alejandro Olea
Belén V. Conquero. 

Tiempo de lectura 4 min.

30 de diciembre de 2011. 03:28h

Comentada
Belén V. Conquero.  30/12/2011

Madrid- En 2009, el candidato Mariano Rajoy visitó la central burgalesa de Santa María de Garoña. Sus trabajadores todavía recuerdan la promesa que les hizo. «Si el CSN da su aprobado, la central seguirá funcionando», recuerda Elías Fernández, jefe de Relaciones Exteriores de la central.

Ayer, el recién nombrado ministro de Industria, Energía y  Turismo, José Manuel Soria, le tomó la palabra al hoy presidente. Subrayó  en una entrevista radiofónica que la capacidad de energía nuclear instalada en España cuenta con informes favorables del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), por lo que «cerrarlas supondría una infrautilización de un tipo de energía que ya está amortizada, en cuanto a la instalación y que por lo tanto debería revisarse», explicó Soria. Los datos a los que alude son las pruebas de estrés que han superado todas las centrales españolas tras el mortal accidente de las instalaciones de Fukushima.

Este cambio en la línea energética que mantenía el anterior Gobierno socialista no satisface a todos. Desde las organizaciones ecologistas critican la iniciativa y discrepan con la puerta que ha abierto el ministro al futuro de Garoña, ya que no ha descartado  ampliar el permiso de operación de las instalaciones que operan en el Valle de Tobalina. En palabras de Soria, la central podría funcionar hasta 2019 para «no infrautilizar una energía que ya está amortizada». Elías Fernández, que lleva 18 años al frente de Garoña, no se quiere precipitar pero confirma que desde el Ejecutivo «nos habían pedido información sobre  el funcionamiento de nuestras instalaciones». No puede evitar su alegría y añade: «Somos la locomotora de la zona y podremos seguir siéndolo». Alberto Fernández, portavoz del sindicato de operarios de centrales nucleares, también espera con inquietud que se cumpla la promesa del titular de Industria. «Garoña está al mismo nivel que sus centrales hermanas de Estados Unidos o Suiza. Además, cada año formamos parte del ‘‘top ten'' gracias a nuestro buen funcionamiento», comenta Alberto. Él se encarga de pilotar la central y quiere que su ejemplo sea reflejo de la seguridad del centro. «Mi familia vive a 20 kilómetros de Garoña y el día de Nochebuena, mientras yo trabajaba, ellos celebraban la Navidad», afirma. No duda en aportar datos para confirmar el buen estado de su lugar de trabajo. En los últimos diez años, se han invertido más de 150 millones de euros para mejor su funcionamiento. «Los últimos informes del CSN no nos exigen más que al resto de centrales españolas», asegura.


RAZONES PARA SEGUIR
1.- NO CONTAMINAN
Según Eugeni Vives, portavoz de la Sociedad Nuclear Española, no emiten gases de efecto invernadero.
2.- SEGURAS             
Las instalaciones nucleares, a pesar de la creencia popular, son seguras y no emiten ningún tipo de radiactividad peligrosa para la población.
3.- BAJO COSTE
El coste económico de mantener abierta una central es bajo y además garantiza el suministro de energía para todo el país.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs