MENÚ
domingo 19 noviembre 2017
11:13
Actualizado
El Tiempo
Selecciona tú localidad
Ahora
  • 07:00h ºC
  • 15:00h ºC
  • 21:00h ºC
  • 1

Ali Rashid al Nuaimi: «Los nuevos santuarios del EI están en África y Filipinas»

Presidente de Hedayah

  • Image

Tiempo de lectura 2 min.

19 de octubre de 2017. 00:03h

Comentada
Esther S. Sieteiglesias 19/10/2017

Para Ali Rashid al Nuaimi, experto en yihadismo de Emiratos Árabes Unidos (EAU), las bases del extremismo y «la raíz de los grupos terroristas las asentaron los Hermanos Musulmanes». Antes de que el presidente del Consejo de Administración de Hedayah (Centro internacional de excelencia para la lucha contra el extremismo violento) diera una conferencia en Casa Árabe, atendió a las preguntas de LA RAZÓN.

–¿Cuándo desaparecerá el Estado Islámico? Ha perdido sus bastiones en Mosul y ahora en Raqa, pero ¿desaparecerá su ideología?

–A pesar de que el EI esté a punto de ser derrotado y haya perdido casi todo su territorio en Irak y Siria, ahora está intentando tener y encontrando otros lugares donde expandirse y «trabajar», como Libia, el Sáhara, Somalia y Filipinas. Ha sido capaz de moverse a estos sitios, porque el mundo aún no se ha unido para luchar contra él. Hay diferencias entre los distintos poderes involucrados en Siria e Irak que difieren en cómo luchar contra el terrorismo y en lo que sigue. Especialmente EE UU y Rusia. Por ello, el EI se aprovechó de estas diferencias y ha logrado escapar de allí, sobre todo sus líderes y los combatientes extranjeros. Muchos de ellos han desaparecido.

–¿Dónde están?

–Por supuesto que muchos han vuelto a Europa –y desafortunadamente muchos países no saben dónde están o no los pueden ubicar–. Otros se fueron a Libia, Mali, Níger, al África subsahariana... Y los más peligrosos se fueron a Filipinas. Allí controlaron una isla entera, a una población y a sus militares e intentaron fundar otro califato. El verdadero reto es que los políticos no consideran el terrorismo una amenaza al mundo y muchos intentan hacer «política». Hay políticos que quieren aprovecharse de ciertas condiciones relacionadas con el antiterrosimo.

–Una vez que alguien se radicaliza, ¿se puede desradicalizar? ¿O es irreversible?

–Seré franco. No se puede meter a todos los radicalizados en el mismo saco, porque depende de una persona u otra. Desde nuestra experiencia, reconocemos que no es fácil volver a reinsertarlos en la sociedad. De todas las iniciativas en el mundo árabe y en otros lugares, el éxito es muy limitado. Por ejemplo, en Arabia Saudí había un centro con un programa de desradicalización en el que, tras pasar entrevistas y pruebas, se les dejaba salir. Pues bien, había una célula del Estado Islámico en Arabia Saudí formada por 86 personas, de las que 66 habían estado en el centro. Por lo que no es nada fácil. Hay que vigilarlos y ser precavidos con ellos, tener especial cuidado con los terroristas conocidos como «combatientes extranjeros» que estuvieron en Siria e Irak. Mi consejo es que no hay que confiar en ellos, para nada. Especialmente en las mujeres, que vuelven con una misión. Cuándo cumplirán con su orden, no se sabe. Pero aconsejo considerarlos una amenaza para la seguridad.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs