MENÚ
viernes 20 octubre 2017
09:45
Actualizado
El Tiempo
  • 1

La poca higiene visual dispara la miopía que afecta ya a uno de cada tres jóvenes

Los ópticos de Castilla y León aconsejan el uso razonable de la tecnologías con descanso cada 30 minutos para no dañar los ojos

  • Los optometristas de Castilla y León aconsejan hacer revisiones periódicas para conocer el estado de la vista
    Los optometristas de Castilla y León aconsejan hacer revisiones periódicas para conocer el estado de la vista
J. Blanco.  Valladolid.

Tiempo de lectura 4 min.

12 de octubre de 2017. 20:48h

Comentada

Los ópticos-optometristas de Castilla y León (Coocyl) han pedido una mayor higiene visual de los menores con el objeto de prevenir la miopía que, alertan que ya afecta a uno de cada tres jóvenes. Una recomendación que realizan con motivo del Día Mundial de la Visión y la Optometría que quiere poner la atención en esa «higiene visual» sobre todo en edades tempranas, con el objeto de contribuir así a paliar lo que consideran la pandemia juvenil de este siglo XXI y que podría afectar a uno de cada dos jóvenes en el año 2050.

Desde el Colegio se señala que si ya a un niño se la ha diagnosticado miopía, es casi seguro que ese problema visual va a ir en aumento con el paso de los años hasta sobrepasar la adolescencia. Habitualmente, la miopía de aparición juvenil se desarrolla entre los seis y los ocho años, y progresa a una tasa de -0,50 a -0,75 dioptrías por año hasta los 15 ó 16 afectando por igual, en grado y en cantidad a niños y niñas.

«Aunque la miopía no es una enfermedad y por tanto no se cura, son fundamentales las visitas periódicas a los profesionales de la visión para la correspondiente evaluación, seguimiento y tratamiento adecuado. A día de hoy, existen diversas técnicas seguras que actúan de forma que pueda frenarse el crecimiento de la miopía», se señala a través de un comunicado.

En este sentido, la secretaria general de Coocyl, Ana Belén Cisneros, aclara que «la miopía no sólo está causada por nuestra herencia genética, sino que otros factores ambientales influyen tanto en su aparición como en su progresión» y, añade, que «aunque no se conozcan claramente los mecanismos que hacen que unas personas desarrollen miopía y otras no, está claro que el exceso de trabajo en visión próxima y la realización de actividades de interior son hábitos de vida actuales que pueden tener una relación directa con la aparición de miopía».

Según señala Cisneros, los jóvenes cada vez miran más de cerca y la mayoría del tiempo a las pantallas, con un promedio de 10 horas al día, y aunque no puede evitarse que las nuevas generaciones utilicen la tecnología, si se puede restringir el tiempo de uso y cambiarlo por actividades en el exterior para ayudar a frenar la miopía. De hecho, prosigue, estudios científicos demuestran que pasar una hora más cada día al aire libre influye en que la miopía avance menos.

Ésta y otras recomendaciones «para evitar en la medida de lo posible la miopía o su progresión pasarían por lo que llamamos «higiene visual».

Por ello, se recomienda realizar breves descanso cada 30 minutos cuando se realicen tareas intensas de trabajo de cerca, mirando a través de la ventana. También hay que mantener una distancia de lectura adecuada además de utilizar una iluminación correcta evitando reflejos, sombras o deslumbramientos.

Otras recomendaciones pasan por realizar tareas de lectura y trabajo visual en una postura cómoda; limitar el tiempo de la televisión o de los videojuegos y guardar siempre una distancia superior a 1,5 metros y aumentar en la medida de lo posible las actividades al aire libre.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs