sábado, 10 diciembre 2016
22:08
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
Cataluña

Desarticulan una banda china de tráfico de mujeres en Salou

  • La operación policial se completó con una detención y varias identificaciones

La Policía Nacional efectuó varios registros en el marco de su plan contra la trata de seres humanos
La Policía Nacional efectuó varios registros en el marco de su plan contra la trata de seres humanos
La Razón

En los últimos años han sido numerosos los casos de golpes a la mafia china en Cataluña. En esta ocasión, fue por un asunto de prostitución. La Policía Nacional de Tarragona desarticuló una red dedicada a la trata de seres humanos con fines de explotación sexual y compuesta principalmente por ciudadanos de origen chino, en una operación en Salou que terminó, de momento, con un detenido, aunque la operación sigue abierta.

Más identificados

El cuerpo policial destacó en un comunicado que, durante la investigación, identificaron además a una ciudadana china y a un cliente español en el piso que utilizaban como local para encuentros sexuales.

También se practicó en ese piso un registro durante el que se incautó diversa documentación de la red –que llevaba dos meses operando–, en un operativo enmarcado en el Plan Policial contra la Trata de Seres Humanos con Fines de Explotación Sexual, que sigue vigente.

Dicho plan incluye una campaña con dos vídeos informativos sobre las diversas vías para canalizar alertas ciudadanas y de víctimas de la trata de seres humanos, como el teléfono de atención de 24 horas –el 900 10 50 90– y un correo electrónico.

La operación fue llevada a cabo por agentes de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras, concretamente por el grupo I de la Unidad Central de Redes de Inmigración Ilegal y Falsedades Documentales (Ucrif) de la Comisaría Provincial de Tarragona, que depende de la Jefatura Superior de Policía de Cataluña.

Se trata del golpe más importante a las mafias de trata de blancas chinas desde julio de 2015. Y los hechos fueron parecidos. Desde un pequeño piso entre Badalona y Santa Coloma, un solo hombre controlaba el trasiego clandestino de mujeres para obligarlas a prostituirse en países como Francia, Reino Unido, Holanda, y algunos más. Cataluña era, al mismo tiempo, punto de destino y de salida de cientos de personas procedentes de China que fueron víctimas de explotación sexual y laboral.

Los investigadores lograron, en esta ocasión, subir un peldaño más en el escalafón de los grupos organizados de origen chino, y arrestaron a los encargados de diseñar las rutas de acceso al país desde China y a través de las fronteras europeas. Las conversaciones telefónicas interceptadas por orden judicial muestran las conexiones internacionales de Li y sus colaboradores.

Además, hace cinco meses, los Mossos d’Esquadra llevaron a cabo trece entradas y registros, y detuvieron a 24 personas, de origen chino, en Barcelona, Santa Coloma de Gramenet y Badalona. Se trataba de una banda que hacía explotar cajeros automáticos, y que también operaban contra importantes joyerías.

SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1