lunes, 05 diciembre 2016
17:25
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
Madrid

Ocho cámaras para vigilar el uso del cinturón y el móvil

  • Empezarán multando al conductor si no está bien sujeto y más adelante sancionará al resto de ocupantes y hablar por teléfono.

Ocho cámaras para vigilar el uso del cinturón y el móvil

Hay quien puede pensar que son ya muy pocas las personas que no se ponen el cinturón de seguridad en el coche; que el estridente pitido que incorporan la mayoría de los vehículos hace insoportable no ponérselo. Sin embargo, en 2015, el 23 por ciento de los fallecidos en accidentes de tráfico no lo llevaba en el momento del accidente. En el caso de los asientos delanteros sólo, 10 de cada 100 personas que viajan en estas posiciones no lo llevan; pero, en los traseros, el no uso del cinturón se duplica: 20 de cada 100 no lo usan.

La Dirección General de Tráfico está dispuesta a acabar con la costumbre de algunos de ponerse el cinturón de seguridad sólo cuando ven una patrulla de la Policía, por eso ya ha colocado en la Comunidad de Madrid ocho cámaras de visión artificial que detectan de forma automática si alguno de los ocupantes no lleva el cinturón de seguridad. Ocho cámaras cuya ubicación exacta ha sido facilitada a la Asociación de Automovilistas Europeos: en la M-601 (km 10,8), tres de ellas en el BUS VAO de la A-6, en la A-1 (km14), en la M-607 (km 48,5), en la A-5 (km 38) y en la A-2 (km 8). Suman 222 en todo el país y está previsto que lleguen a 277 antes de que acabe el año.

Los dispositivos, que por el momento sólo están funcionando en pruebas, están programados para obtener una secuencia de siete imágenes por vehículo. Un sistema informático las examina, descarta aquellas que son dudosas o poco nítidas, detecta si revelan que alguno de los ocupantes no lleva el cinturón y las remite al centro Estrada de León, donde se comprueba la infracción. Finalmente, se remite un boletín de denuncia al titular del vehículo para que identifique al conductor. Por el momento, la DGT sólo está remitiendo a los infractores una carta en la que les advierte de que las cámaras han detectado la infracción y recordándole que en el futuro podrá ser multado por ello.

Estos dispositivos, por el momento, sólo van a controlar el uso adecuado del cinturón de seguridad por parte del conductor; no obstante, por su configuración podrán detectar más adelante al copiloto e incluso al uso de sillitas para los más pequeños. Además, estas mismas cámaras permitirán cazar a los conductores que hagan uso del teléfono móvil.

La DGT instaló los primeros dispositivos de prueba en marzo –en las autovías A-1 (Burgos), A-2 (Barcelona) y A-3 (Valencia) de acceso a Madrid– y en este tiempo ha detectado que el 1% de los conductores de los vehículos captados por las mismas iban sin cinturón de seguridad a los que les ha remitido la misiva en la que les informa de que la próxima vez tendrá que abonar 200 euros y perderá 3 puntos.

El 60 por ciento de las cámaras estarán instaladas en carreteras convencionales, que son las que registran mayor accidentalidad y siniestralidad y el 40 por ciento restante en vías de alta ocupación. Si se comparan las ocho cámaras de Madrid con las instaladas en el resto de España, hay que decir que la Comunidad no es, ni mucho menos, la más vigilada. A excepción del País Vasco y Cataluña, que tienen sus propios sistemas de control y sanción, Andalucía se sitúa a la cabeza de las regiones con más cámaras que vigilan el uso del cinturón con 58 dispositivos. Le sigue Galicia que cuenta con 33, Valencia que suma 22, Castilla y León con 24 y Aragón que tiene ya 20. Castilla-La Mancha cuenta con 17, Asturias y Madrid, ocho. Seis hay ya en La Rioja. En Cantabria, Murcia y Extremadura hay tres. En último lugar Navarra, Islas Baleares y Canarias, con dos cada una. No obstante, antes de que acabe el año la DGT tiene previsto llegar a las 277 unidades distribuidas por todo el territorio.

Al igual que las del cinturón de seguridad, las sanciones por utilizar el teléfono móvil conduciendo ascienden a 200 euros y la pérdida de tres puntos del carné. Con la misma multa y retirada de puntos se multa a los adultos que lleven a niños mal asegurados. Se debe añadir que desde el pasado 1 de octubre ya no se puede llevar niños en el asiento delantero del vehículo, ni siquiera si los llevas en su silla infantil en sentido contrario a la marcha y sin el airbag activado, como hasta hace poco. Ahora, los niños con una estatura inferior a 1,35 deberán utilizar un sistema de retención infantil homologado adaptado a su talla y peso y, por norma general, deberán hacerlo en los asientos traseros, aunque hay excepciones.

  • 1
SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1
    Blogs