• 1

Una falsa alarma obliga a desalojar la Sagrada Familia de Barcelona

Los Mossos despliegan controles antiterroristas en Barcelona ante la amenaza que resultó falsa.

  • Los Mossos inspeccionan la furgoneta
    Los Mossos inspeccionan la furgoneta
J. M. Zuloaga/ V. Fernández.  Madrid/Barcelona.

Tiempo de lectura 2 min.

13 de septiembre de 2017. 04:05h

Comentada
J. M. Zuloaga/ V. Fernández.  Madrid/Barcelona. 12/9/2017

Los Mossos d’Esquadra desalojaron ayer la Sagrada Familia y la estación de Metro de la zona a raíz de una posible amenaza yihadista que había llegado a través del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (CITCO) que, sin embargo, había calificado dicha amenaza de «baja intensidad», según han informado a LA RAZÓN fuentes conocedoras del asunto. Por suerte, la amenaza resultó una falsa alarma. En la alerta que se había recibido no había ninguna alusión concreta, a diferencia de la que sí llegó en su día sobre Las Ramblas y que procedía de la CIA norteamericana, a la ciudad de Barcelona ni a ninguna otra localidad de Cataluña.

Alrededor de las 20:45, empezaron a levantarse los controles en los accesos principales de Barcelona, la AP7 y la C33. De esta manera se daba punto y final a la operación de tráfico ligada con el operativo antiterrorista en los alrededores del templo de la Sagrada Familia. Durante dos horas se habían realizado cortes en estas vías provocando largas colas para todos los vehículos que quisieran entrar o salir de la capital catalana, un dispositivo muy parecido al que pusieron en marcha los Mossos tras el ataque terrorista sufrido en las Ramblas de Barcelona el pasado 17 de agosto.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs