Actualidad

¿Debo aprender Inglés británico o americano?

“La respuesta no es tan simple como decir que el inglés británico es más puro puesto que Gran Bretaña es la cuna de la lengua. En un mundo globalizado, el acercamiento a un idioma, así como las diferentes culturas que la utilizan como lengua materna, debería ser también global”, afirma David Bradshaw, Assenment Services Manager de la Universidad de Cambridge.

Publicidad

Expertos de Cambridge English han estudiado el fenómeno desde los diferentes aspectos y herramientas que contribuyen al aprendizaje del inglés y han analizado el uso de los acentos, el vocabulario y la ortografía como aspectos principales para utilizar esta lengua en cualquier región del Planeta. Lo que sí es cierto es que durante la fase de aprendizaje, la exposición a diferentes acentos y formas de escribir y pronunciar palabras es imprescindible.

Los acentos: En el uso del inglés en la vida diaria nos podemos encontrar con una gran variedad de acentos. Lo importante no es tanto el acento como la capacidad de comunicar. Se reconoce desde hace muchos años que se puede hablar una variante de inglés estándar (entre los cuales el inglés británico y el americano son solo dos) con una variedad de acentos. En este sentido, no existe un acento correcto o incorrecto sino unas habilidades lingüísticas que, en función del nivel del hablante, posibiliten la comunicación en un espectro más o menos amplio de temas y situaciones. Durante el aprendizaje, es importante exponerse a voces y acentos diferentes – a través de la televisión, internet, etc. – para que el oído se acostumbre a las diferentes entonaciones.

Publicidad

El vocabulario: La lengua inglesa es uno de los idiomas con mayor número de palabras, por ejemplo, la palabra “big” tiene más de 50 sinónimos. El proyecto de investigación English Profile, en el que ha participado Cambridge English entre otras entidades, ha identificado el vocabulario que los hablantes suelen utilizar en cada uno de los niveles del MCER. Por lo tanto, lo más interesante es dominar un conjunto de palabras adecuado al nivel de la lengua.

Publicidad

El diccionario sigue siendo una herramienta imprescindible para dominar el vocabulario de un idioma. Para sacar el máximo partido, es importante observar las diferencias en la ortografía de los diferentes tipos de inglés y, en el caso de los diccionarios digitales, oír las diferentes pronunciaciones de una misma palabra. Así mismo, siempre que se usa un diccionario es importante mirar más que la primera aceptación y, por supuesto, no dudar en usar los diccionarios monolingües, que nos ofrecen la definición de la palabra, y en muchos casos ejemplos de su uso

La ortografía: En Australia y Nueva Zelanda se usa la ortografía británica para unas palabras y la americana para otras; éste es un buen ejemplo de la flexibilidad que permite un idioma. En este punto hay que hacer un esfuerzo para conocer las diferencias ortográficas que presentan algunas palabras y, si es posible, adaptarse al contexto. En todo caso, lo recomendable – en un examen, una carta, un proyecto...- es que, una vez elegida una forma de escribir una palabra determinada, ésta se mantenga durante todo el escrito para no dar lugar a confusión o sensación de inseguridad o poco dominio de la lengua.