Tecnología sub

Una app que enseña fracciones a los niños

  • Un proyecto de la Universidad de Salamanca crea un juego que facilita a los niños la comprensión de los decimales y las fracciones y puede ser la base de nuevas app para la enseñanza

Un proyecto de la Universidad de Salamanca desarrolla aplicaciones didácticas para dispositivos móviles iPhone. Por el momento, la primera creación es una app centrada en las matemáticas que supone al mismo tiempo un juego para los niños y un refuerzo educativo que respalda los esfuerzos de padres y profesores. Las aplicaciones relacionadas con la enseñanza se encuentran entre las más valoradas, de manera que los responsables de esta iniciativa confían en sacar adelante un negocio basado en la investigación en torno a esta tecnología.

En este caso, el objetivo es facilitar el aprendizaje del uso de fracciones y decimales a escolares de entre 9 y 10 años, edad a la que comienzan a estudiar esta parte de las matemáticas. La idea está basada en estudios que apuntan a la conveniencia de introducir aspectos lúdicos para que los jóvenes comprendan mejor la materia. Por eso, la aplicación plantea un sencillo juego de carreras de coches llamado F1 Mates que pretende mejorar la comprensión y el cálculo mental de los jóvenes y que podría aplicarse a otros conocimientos, según la información recogida por DiCYT.

El proyecto se enmarca en el Programa de Prototipos Orientados al Mercado de la Fundación General de la Universidad de Salamanca, dentro del Proyecto de Transferencia de Conocimiento Universidad-Empresa (T-CUE) de la Junta de Castilla y León, y ha salido adelante gracias al trabajo de Francisco Javier Cardenal Aguado y bajo la dirección de Vivian Félix López Batista, del Departamento de Informática y Automática de la institución académica salmantina.

Desarrollar aplicaciones didácticas para móviles une las dos pasiones de Francisco Javier Cardenal, la de formador y desarrollador de software, según sus propias palabras. Su idea es “crear una empresa que sea referente con la honestidad y la calidad como principios”, apunta. Las aplicaciones educativas se encuentran entre las que generan mayores beneficios dentro del mundo de las app móviles, por eso, confía en poder seguir por esta línea.

Además, las pruebas realizadas indican que esta tecnología cumple con sus objetivos, al mejorar la atención y la capacidad de cálculo mental de los niños que juegan con ellas a la vez que aplican sus conocimientos. En opinión de sus creadores, esta app educativa destaca por su facilidad de adaptación y mantenimiento, así que puede ser la base para crear nuevos trabajos similares.

Más información en Dicyt

Distintas pantallas del juego educativo
Distintas pantallas del juego educativo
Paco Cardenal (DICYT)
SIGUENOS EN LA RAZÓN