Actualidad

Internet silencia por primera vez la FM en un país

Noruega comienza la polémica desconexión de su red tradicional de radio

Internet se ha cobrado ya su primera víctima de la radio en Frecuencia Modulada. Noruega ha comenzado este miércoles a apagar este sistema de transmisión, y se convierte así en el primer país del mundo en apostar únicamente por la radio online en detrimento del método tradicional. La desconexión será gradual, y se llevará a cabo a lo largo de todo el año 2017, hasta alcanzar a cerca de ocho millones de aparatos de radio.

Publicidad

Lo va a hacer, además, por las bravas y en contra de una parte de los consumidores, que advierten de que no tienen aún los medios, especialmente en el consumo en el coche, para seguir sintonizando con sus emisoras preferidas.

El Gobierno arguye que la complicada orografía del país y la baja densidad demográfica, con numerosas poblaciones pequeñas en una amplia superficie de terreno, hacen muy costoso mantener las redes de FM. Y pone cifras al salto tecnológico: un ahorro de 200 millones de coronas al año (algo más de 23 millones de dólares)

La decisión ha encendido los ánimos de los conductores. Una encuesta realizada hace unos meses por un diario noruego concluía que dos de cada tres noruegos se oponía al cambio, y que sólo el 17% lo apoyaba. El motivo es fundamentalmente uno: se calcula que sólo el 20% de los vehículos particulares está adaptado para escuchar la radio por internet. Hacer el cambio supondría unos 160 euros.

Esta primera víctima de la era internet, que evoca de forma invariable al fin de la televisión analógica, puede estar acompañada muy pronto por las radios de FM de países como Suiza o Gran Bretaña, que ya tienen planes similares de conexión, según informa AP.

Publicidad

Noruega es, en cualquier caso, un adelantado respecto a otros países, ya que en el 70 por ciento de sus hogares se escucha la radio con regularidad por internet. Esto lleva al gobierno a verse capaz de capear las críticas. “El país será capaz de adaptarse con comodidad a la era digital”, afirma la ministra de Cultura, Linda Hofstad Helleland, a la agencia AP.

Los afectados, y en especial las emisoras de radio, lo ven de una forma muy distinta. «Noruega no está preparada para esto. Hay millones de aparatos de radio en los domicilios, en las casas de campo y en los barcos que no nos van a sintonizar, y cerca del 25 por ciento de los coches no están adaptados para la radio en internet”, se lamenta Svein Larsen, de la Asociación Noruega de Radio.

Publicidad