domingo, 26 marzo 2017
00:31
Actualizado a las 
Ofrecido por:
  • 1
Viajes
  • 1
Con la colaboración
Cinco destinos que bien merecen una reserva
E.L. 
Bardenas Reales
Bardenas Reales
@Secretescapes

Si eres amante de la naturaleza y de los destinos turísticos ecológicos, estás de suerte: 2017 ha sido declarado el Año Internacional del Turismo Sostenible, brindándonos una nueva oportunidad para concienciarnos de la importancia de viajar respetando el entorno y promoviendo un desarrollo económico razonable. España encabeza el ranking de Reservas de la Biosfera de la Unesco con un total 48 espacios protegidos que ocupan casi el 11% del territorio, o lo que es lo mismo, 5,5 millones de hectáreas. Secretescapes.es ha elegido cinco destinos en los que disfrutar rodeado de naturaleza sin salir de España.

Sierra Nevada

Sierra Nevada es uno de los escenarios sostenibles con más renombre. Ubicada en su mayor parte en la provincia de Granada y extendida hasta la provincia de Almería, el pico Mulhacén la convierte en el macizo montañoso de mayor altitud de toda Europa occidental, únicamente por detrás de los Alpes. El nombre de esta cima viene de “Mulay Hasan”, antepenúltimo rey nazarí de Granada en el siglo XV, del que se piensa que fue enterrado en esta montaña. El valor paisajístico y botánico de Sierra Nevada le ha llevado a convertirse en Reserva de la Biosfera por la Unesco en 1986 y a ser declarada Parque Nacional en 1999. Gracias a su estratégico enclave podrás combinar una visita a la montaña y a la playa en el mismo día, ya que la costa granadina se encuentra a menos de 100 kilómetros de distancia.

Cinco destinos que bien merecen una reserva

Lanzarote

Con un 40% del territorio protegido y su estatus de Reserva de la Biosfera en 84,600 hectáreas, Lanzarote ofrece actividades sostenibles para los amantes del mar y la naturaleza. Fue declarado Reserva de la Biosfera en 1993 y sus infraestructuras turísticas están perfectamente integradas dentro del entorno natural, que se caracteriza por un singular paisaje volcánico con formas geológicas asombrosas. Merece la pena visitar el Parque Natural de Los Volcanes y el Parque Natural del Archipiélago Chinijo. Además, los cultivos de vid de La Geria te invitarán a pensar que estás en otro planeta.

Picos de Europa

Este paisaje rocoso, que acoge un riquísimo patrimonio cultural, artístico e histórico en su interior, consta de tres grandes macizos montañosos que se extienden a lo largo de hasta tres comunidades autónomas: Asturias, Cantabria y Castilla y León. El valor cultural del que goza la reserva natural es incalculable, albergando antiguos palacios barrocos, cuevas con arte rupestre, iglesias románicas y góticas, etc. Uno de los factores que más atrae al viajero es su estratégica ubicación, que la convierte en el Parque Nacional que más visitas recibe en España, tan solo por detrás del Parque Nacional del Teide (Tenerife). En 2002 fue declarado por la Unesco Reserva de la Biosfera.

Cinco destinos que bien merecen una reserva

Doñana

Considerada una de las zonas naturales protegidas más importantes de Europa y la de mayor diversidad del continente, Doñana consta de dos parques: el Parque Natural de Doñana y el Parque Nacional de Doñana. En sus parajes conviven hasta 300 especies diferentes de aves al año, que migran aquí gracias a las suaves temperaturas de sus marismas en invierno, justo en la desembocadura del Guadalquivir en el Atlántico. En 1994, este espacio fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Bardenas Reales

Aunque no goza de categoría de Parque Nacional, el gobierno de Navarra designó las Bardenas Reales como Parque Natural debido a su enorme valor natural, que merece la pena ser mantenido y conservado. Además, desde el año 2000 el espacio está declarado Reserva de la Biosfera. Se trata de un desierto blanco en el que predominan los suelos de calizas y yesos. Bandoleros como Sanchicorrota pasaron por aquí y hoy es un tranquilo recorrido que se puede realizar a través de medios no contaminantes, como el segway y visitar reservas como el Vedado de Eguaras, el Rincón del Bu y la Reserva Natural de Caídas de la Negra, mientras las aves rapaces apenas se dan cuenta de nuestra presencia.

más información en:
  • 1
SIGUENOS EN LA RAZÓN
  • 1
    Blogs