Resultados de Unidas Podemos en las Elecciones Generales de noviembre de 2019

El partido de Pablo Iglesias aguanta como cuarta fuerza con 35 diputados

Unidas Podemos ha conseguido un 12.84 % del total de los votos y aguanta como cuarta fuerza con 35 escaños, siete menos que en las elecciones del 28-A.

Con gesto y tono muy serio, y acompañado de gran parte de los dirigentes morados además de por el coordinador federal de IU, Iglesias ha confirmado que ha mandado un primer mensaje al presidente en funciones, Pedro Sánchez, para transmitirle esta idea y para ofrecerle un acuerdo para ese Gobierno de coalición que se fundamente "en los artículos sociales de la Constitución Española".

"Se duerme peor con 50 diputados de la extrema derecha que con ministros de Unidas Podemos en el Gobierno", ha indicado Iglesias antes de subrayar que ahora "la única manera de frenar a la extrema derecha en España es con un gobierno que dé la estabilidad parlamentaria suficiente y que garantice las políticas sociales imprescindibles".

A juicio de Iglesias, lograr frenar a los de Abascal pasa por apostar por ese gobierno progresista en el que cada fuerza esté representada según la proporción de los votos obtenidos en el 10N, y que se cimente en los artículos sociales de la Carta Magna, "que son el mejor instrumento para garantizar es Estado de bienestar".

"Volvemos a tender la mano a Pedro Sánchez, apelamos a su responsabilidad para que se sienten con nosotros y respeten el resultado", ha apuntado, para luego matizar que los datos de este domingo arrojan que la ciudadanía opta por la pluralidad y porque diferentes opciones lleguen a un acuerdo: "Hay que negociar y compartir responsabilidades".

Por su parte, el coordinador federal de IU, Alberto Garzón, ha señalado que los resultados electorales de este domingo constatan la "gran irresponsabilidad" de ir a una repetición electoral, y ha culpado de la misma a los "ingenieros" de la Moncloa que buscaron aumentar escaños "a costa de la crisis territorial".

Además, ha acusado a Ciudadanos y a PP de contribuir a normalizar a la extrema derecha, y de que salga reforzada. Con todo, ha puntualizado que el espacio de confluencia de Unidas Podemos sale fortalecido de este reto "difícil".

Unidas Podemos ha perdido siete diputados con esta repetición electoral. En concreto, ha perdido escaño en las circunscripciones de Madrid, Barcelona, Las Palmas, Vizcaya, Cádiz, Málaga, Huelva y Alicante, y ha sumado uno en Girona. Coincide que en siete de esas provincias concurría también la formación de Íñigo Errejón, Más País.

Así, los candidatos que quedan fuera del Congreso de los Diputados son Mercedes Pérez (Madrid), María Freixanet (Barcelona), la secretaria general de Canarias y miembro de la Ejecutiva, María del Carmen Pita (Las Palmas), Miren Edurne Gorrochategui (Vizcaya), Juan Antonio Delgado (Cádiz), la coordinadora de Medio Ambiente de IU, Eva García Sempere (Málaga), María Teresa Pérez (Alicante) y Alejandro García Orta (Huelva). Por Girona entra Laura López Domínguez.

A pesar de esta caída en la representación, los morados salvan a sus principales dirigentes en el Congreso de los Diputados, gracias a que mantienen actas como la de Rafa Mayoral (el quinto por Madrid), Juantxo López de Uralde (cabeza por Álava) o Pablo Echenique (que encabezaba por Zaragoza).

El auge de Vox

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha advertido a Pedro Sánchez, de que, ante el auge de Vox, el Gobierno de coalición entre ambas fuerzas, con representación proporcional a los votos de cada una, ya no es "una oportunidad histórica", como tras el 28-A, sino "una necesidad histórica".

Iglesias ha lamentado que la repetición electoral haya servido "básicamente" para reforzar a Vox, convertido en "una de las extremas derechas más fuertes de Europa", y ha invitado a Sánchez a que "valore su error y rectifique" después de haber creído que la nueva convocatoria le valdría para conseguir mayoría absoluta y "algunos" incluso "soñaron" que para "hundir" a Unidas Podemos.

Antes al contrario, él siente que Unidas Podemos es ahora "tanto o más decisiva" que entonces, y, por tanto, se declaró "dispuesto a negociar desde mañana mismo un Gobierno de coalición", donde cada partido esté "representado exclusivamente en proporción a los votos que ha tenido".

Según estableció, "la única manera de hacer frente a le extrema derecha" es con un Gobierno que tenga estabilidad parlamentaria", y por tanto "represente a grupos suficientes", y que garantice los artículos sociales de la Constitución.

Noticias relacionadas: