Perú se queda sin ministros durante su peor crisis sanitaria

El presidente Martín Vizcarra aceptó la forzada renuncia de su equipo de ministros, después de que el Congreso les negó el respaldo de confianza por intereses partidarios

AME6232. LIMA (PERÚ), 04/08/2020.- El presidente de Perú Martín Vizcarra (d) y el primer ministro Pedro Cateriano (i) antes de su presentación en el Congreso para solicitar su investidura de cara al último año de mandato del presidente, Martín Vizcarra, este lunes en Lima (Perú). El Congreso de Perú negó este martes la investidura solicitada por el presidente del Consejo de Ministros, Pedro Cateriano, quien de esa manera deberá dejar el cargo con su gabinete en pleno tan solo 19 días después de haberlo asumido. La decisión fue tomada por el Legislativo tras un debate que se prolongó durante más de 20 horas y una votación en la que Cateriano recibió 37 votos a favor, 54 en contra y 34 abstenciones. EFE/Andina/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTASAndinaEFE

(AP). Perú se quedó el martes sin ministros luego que el Congreso les negó el respaldo y el gobierno quedó atado en su toma de decisiones durante la peor crisis sanitaria causada por la pandemia.

El presidente Martín Vizcarra aceptó la renuncia del primer ministro Pedro Cateriano y de los 18 ministros de su equipo. Anunció que conformará un nuevo gabinete en los próximos tres días.

Vizcarra dijo que no cederá a “exigencias particulares”, en referencia a que el Congreso pidió despedir al ministro de Educación, Martín Benavides, como exigencia para respaldar a los ministros. El mandatario indicó que su gestión, que culmina en 12 meses, seguirá impulsando la reforma universitaria que “no se negocia” porque los jóvenes son “el presente y el futuro” del país.

Desde 2016 el Poder Ejecutivo y el Congreso mantienen tensas relaciones. En 2018 el Parlamento presionó al entonces presidente Pedro Pablo Kuczynski para que renunciara, mientras que en 2019 su sucesor -el actual mandatario- cerró el Congreso y un nuevo Legislativo se estrenó en marzo.

En el actual Congreso hay varios partidos que representan intereses de universidades privadas de bajo costo, un negocio millonario porque están exonerados de una gran parte de sus impuestos.

“Las utilidades pueden ser de hasta 60% anual. Ni mineras, ni constructoras tenían un margen tan alto de ganancias”, dijo a The Associated Press Daniel Mora, exlegislador que investigó a las universidades, presidió la comisión de educación y creó una ley de reforma universitaria en 2014.

El poder de las universidades privadas de bajo costo comenzó a verse amenazado por la labor del Ministerio de Educación, que les exige realizar investigaciones y brindar educación de calidad. De 96 universidades privadas, un total de 47 no han logrado la nueva licencia para funcionar.

En Perú los gabinetes tienen que presentarse ante el Parlamento durante el primer mes de su gestión para que el Legislativo, ejerciendo el control político, decida si continúan o no. El equipo ministerial de Vizcarra, forzado a renunciar el martes, se estrenó el 15 de julio.

Los congresistas que negaron el apoyo al gabinete criticaron el interés del primer ministro en reactivar la minería y su supuesta escasa atención a la crisis sanitaria desatada por la pandemia.

Perú es el segundo productor mundial de cobre, un mineral que casi en su totalidad va a China para la fabricación de diversos productos. También es el sexto productor mundial de oro.

Mientras la crisis política continúa, el país sudamericano afronta una emergencia sanitaria que las autoridades afirman es la peor de su historia desde su fundación en 1821. Más de 19.000 personas han muerto a causa del nuevo coronavirus desde marzo y 433.000 han sido infectadas.

El país también afronta un sombrío panorama económico: en 2020 Perú tendrá la peor tercera recesión del mundo con una caída de 12% en su Producto Interno Bruto, según el Banco Mundial.

Perú es el tercer país con más muertes y contagiados de COVID-19 de América Latina después de Brasil y México.