LaLiga Santander
Edu Aguirre

«¡Así, así... así gana el Madrid!»

La afición disfrutó como nunca con el juego, la precisión y la pegada del nuevo Real Madrid de Lopetegui. Benzema ha vuelto a conectar con el Bernabéu como nunca antes lo hizo, Bale asume su nuevo rol y Asensio se está soltando el pelo. Parece que lo mejor está por llegar. Se confirma el estado de euforia del madridismo.

Benzema, modo «killer» Doblete de Karim y ya son cuatro goles en tres partidos de Liga. El francés enchufa todo lo que le llega y el Bernabéu ya se frota las manos. «Este es el Benzema que todos queríamos, esta será su mejor temporada», comentaba un joven tras el partido. «Ahora Benzema está tapando las bocas de todos los que le criticaron durante años». Así de reivindicativo salía otro aficionado.

Bale, mejor que nunca Bale siempre ha sido Bale...y siempre ha sido determinante. Pero este año se le exige más y el galés está respondiendo. «Bale está con más confianza que nunca, Edu. Se le ve diferente en el campo», decían un grupo de aficionados eufóricos con el galés. «Lleva el ataque del Madrid, es el nuevo líder sin Cristiano... ¡este año se saldrá!», exclamaba un peñista tras la goleada al Leganés.

Apetecía Mariano Mariano volvía al Bernabéu, pero ni siquiera calentó y cierto es que algunos aficionados se quedaron con las ganas verle. «¡Teníamos ganas de ver a Mariano! ¡Mariano hará muchos más goles de los que la gente cree!». Así de tajante y de ilusionado se mostraba un socio con Mariano incluso sin haberle visto debutar.

División en la portería Courtois fue titular por primera vez. Keylor ofreció el trofeo de mejor portero para la UEFA al Bernabéu y luego se fue al banquillo, todo un poco extraño. El madridismo está dividido, pero casi todo lo ven como una solución, y no como un marrón. «Tenemos a dos de los tres mejores porteros del mundo... ¿cuál es el problema? No veo mala opción las rotaciones», decía una madridista tras el choque. «Keylor lo ha ganado todo y merece seguir», o «Courtois es mejor portero, sólo por eso debe jugar él», son los argumentos de cada una de las partes de la afición ante este bendito dilema.

Modric, ¡qué crack! Modric volvió a dar un recital de fútbol justo después de ofrecer el premio al mejor jugador UEFA y escuchar cómo la grada de animación le cantaba «Lukita Balón de Oro». «Nos guiará este año a ganar todo», escuché.