Vuelta a España
Domingo García

Bouhanni resiste al viento y gana en San Javier

Bouhanni era un ciclista en decadencia incapaz de ganar un esprint a ninguno de los grandes; Richie Porte caminaba escondido en el pelotón a la espera de que pasen sus últimos tiempos en el BMC y Rudy Molard trataba de disfrutar de su primer día vestido de rojo antes de que llegue la hora de despedirse del maillot y ponerse a trabajar para las opciones de Pinot en la general.

Pero las cosas cambian y nada es lo que parece. Bouhanni, el ciclista que vive enfadado con el mundo, se impuso en un esprint reducido por culpa de las caídas y los abanicos cuatro años después de su última victoria en una grande. El francés cobra como una estrella, exige tratamiento como si lo fuera, pero sus resultados en los últimos años están muy lejos de los de los mejores velocistas. 2014 fue su última temporada brillante, cuando ganó tres etapas en el Giro y dos en la Vuelta. Nacer se mueve por impulsos y quizá fue eso, el impulso de la ira que lo atacaba por la mañana con algunos medios lo que le hizo pedalear más rápido que nadie, aunque por detrás estuviera Viviani. El italiano es el esprínter más fiable del momento, pero le faltaron piernas a pesar de que estaba protegido por casi todo su equipo. Bouhanni recuerda que en 2014 también ganó en Albacete una etapa con viento y abanicos. «El día anterior de aquella etapa había quedado el último y ayer me había cortado. Así que ha sido igual: de un calvario de etapa a una victoria», explicaba en la meta de San Javier. La victoria le sirve para reforzar su posición en el equipo Cofidis, que lo dejó fuera de la formación del Tour. Por eso quiso agradecer la confianza de la formación francesa, aunque él encuentra más motivos para explicar los malos resultados. «Tuve un accidente en el Tour de Yorkshire que me afectó a la vista y que pudo haberme costado la vida», cuenta.

Bouhanni se hizo notar al final. Richie Porte se había dejado ver al principio. El australiano no tardó en demostrar que no venía precisamente a ganar la Vuelta. Ya los ocho kilómetros contrarreloj de la primera etapa demostraron que ésta no iba a ser su carrera. Las etapas posteriores sólo sirvieron para confirmarlo. Sin embargo, en el camino entre Huércal-Óvera y San Javier se hizo notar desde el comienzo. Se unió a un profesional de las fugas como Luis Ángel Maté, que sigue empeñado en afianzar su posición como líder de la montaña, y al ciclista del Burgos Jorge Cubero.

«Ha sido una etapa divertida, algo diferente para mí. Estoy comenzando a sentirme mejor día a día, vuelvo a la normalidad. No entraba en una escapada desde hace años. Fue bastante agradable», contaba. «Creo que fue una buena manera de ponerme a prueba», añadía. Aunque luego no consiguió entrar en el grupo de los mejores y perdió más de cinco minutos y medio.

Molard sí entró con los de delante para conservar su maillot rojo. Pero perdió la referencia. Su líder sigue siendo Thibaut Pinot, que se quedó cortado en los abanicos y perdió 1:44. Igual que Keldermann, que sufrió una avería cuando la carrera ya empezaba a cortarse. La Vuelta ya está lejos para ellos.

6ª etapa: (Premio Cofidis) Huércal- Overa- San Javier. Mar Menor (155,7 kilómetros)

1.Nacer Bouhanni Molard (Fra/Cofidis) 3h.58:35

2. Danny Van Poppel (Hol/Lotto Jumbo) m.t.

3. Elia Viviani (Ita/Quick Step) m.t.

1. Rudy Molard (Fra/Groupama FDJ) 22h.26:15

2. Michal Kwiatkowski (Pol/Sky) a 41''
3. Emmanuel Buchmann (Ale/Bora) a 48''

4. Simon Yates (Gbr/Mitchelton) a 51''

5. (Esp/Movistar) a 53''

6. Ion Izagirre (Esp/Bahrein) a 1:11

7. Tony Gallopin (Fra/Ag2R) a 1:14

8. Nairo Quintana (Col/Movistar) a 1:14

9. Steven Kruijswijk (Hol/Lotto Jumbo) a 1:18

10. (Esp/Quick Step) a 1:23

1. (Esp/Cofidis) 42 puntos

1. Michal Kwiatkowski (Pol/Sky) 4

1. Michal Kwiatkowski (Pol/Sky) 18

1. Astana 67h.17:18