Pádel
PadelSpain / @padelspain

Revolución de Moyano y Capra para llegar a su primera final

La cita de Lugo tendrá una final inédita, con sorpresa incluida. Y es que Ramiro Moyano y Lucho Capra se han conjurado para eliminar de una vez los fantasmas que aparecieron desde que se juntaron como pareja y que no les han permitido hasta ahora mostrar del todo su calidad.

Ahora, en esta segunda mitad de temporada, se han propuesto demostrar, a base de buen juego y sobre todo de resultados, que su apuesta era sobre seguro y que su unión tiene visos de convertirse en un quebradero de cabeza para muchos.

Los dos argentinos se han colado en la final haciendo ruido, eliminando en octavos a Javier Ruiz y Uri Botello en un auténtico partidazo, hacer lo propio con Juan Martín Díaz y Paquito Navarro en cuartos en otro no menos bueno y ahora, en semis, dejar fuera a Miguel Lamperti y Juani Mieres en un choque muy igualado.

Duelo de altura en la central de Lugo donde los cuatro se despacharon a gusto con tiros de todos los estilos y donde los jóvenes no se arrugaron lo más mínimo y con la enorme ambición que tienen por bandera, respondían con igual intensidad a las voleas de Mieres y a los remates de Lamperti. Ello hizo que, aunque se adelantaran los veteranos con un tempranero break, Lucho y Ramiro pudiesen igualar en la parte media del set y que se marcharan los cuatro al tie break, donde estos últimos se impusieron sin oposición, con un 7-0 que suponía el primer golpe a su favor.

En el segundo se mantuvo la tónica aunque con muchas más roturas de servicio, pero Ramiro Moyano creció a niveles muy elevados, dominando el juego por arriba y por abajo para, apoyado en la gran defensa de Capra, mantener siempre su marcador por encima de el de los rivales, que lo intentaron de todas las maneras posibles pero asistieron sin poder alargar el partido a ver cómo los dos jóvenes se colaban en su primera final del año.

Cristian se retira y da el pase a Galán y Díaz

Una lástima lo vivido en la otra semifinal ya que aunque parecía que el que llegaba más mermado físicamente era Matías Díaz al tiempo que Cristian Gutiérrez estaba exhibiendo un gran momento de forma, finalmente quien se retiraba era este último debido a una dolencia en el sóleo que le impedía casi caminar, cuanto menos correr o agacharse.

Pero esto fue en el segundo parcial, ya que en el primero chocaron dos estilos muy parecidos, dos jóvenes, Ale Galán y Franco Stupaczuk, de gran recorrido, elasticidad y poderío aéreo, con dos veteranos, Díaz y Gutiérrez, curtidos en mil batallas y sabedores de que los partidos son una carrera de fondo que da muchas vueltas.

Estas dos parejas se pusieron manos a la obra para ofrecer mil detalles en un partido muy plástico en el que omaron rápida ventaja los pupilos de Mariano Amat, más insistentes y mucho mejor en defensa, aguantaron siempre su saque y rompieron en una ocasión el de los rivales, lo que les permitió ir por delante en el luminoso y cerrar el primer parcial con otra bola de break.

En el segundo, cuando todo marchaba 4-2 para Mati y Ale, Cristian, tras la segunda petición de fisio, dijo basta y prefirió no forzar, para llegar en las mejores condiciones posibles a la cita de Portugal y no tener que parar por sus dolores. Una lástima, pues el partido merecía otro final y nos consta que ni Ale ni Mati quieren acceder a una final por la lesión de un compañero.

Fotos: World Padel Tour