Política
R. P.

Bravo aviva el fuego con Oltra: «No es cuestión de egos»

La consellera de Justicia defiende que su proyecto de la oficina de atención a la mujer maltratada cuenta con el apoyo de Interior

Las relaciones entre la consellera de Justicia, Gabriela Bravo (PSOE), y la de Igualdad y vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra (Compromís), no pasan por su mejor momento. El rifirrafe entre ambas a raíz de la creación de una oficina de denuncia de violencia machista y las acusaciones de robo de competencias sigue vigente. «No se trata de egos ni de protagonismos, sino de proteger a las víctimas». Así justificaba la consellera de Justicia la decisión de ubicar en la Ciudad de la Justicia de Valencia la oficina en defensa de las maltratadas, contraviniendo los deseos de Oltra de situarla en el espacio Mujer24h.

Bravo defendió la «necesidad de integrar recursos -psicológicos, policiales o judiciales- desde un primer momento» para tratar de mejorar la evaluación de riesgo y establecer las medidas de protección que resulten más eficaces. En este sentido, instalar la oficina en la Ciudad de la Justicia permitiría a las mujeres tener acceso a todos esos recursos, y mejoraría la coordinación de estas denuncias con los órganos judiciales.

Pese a que el de Oltra y Bravo «no son proyectos excluyentes», el de Justicia cuando con el apoyo del Ministerio del Interior, matizó la consellera del ramo.

6 millones para la Ciudad de la Justicia

Bravo presentó ayer el plan de reforma acometido en la Ciudad de la Justicia después de que hace un año sufriera un incendio que obligó a reubicar a parte de los trabajadores y afectó a la actividad del recinto. Así, explicó que la Conselleria de Justicia ha tenido que hacer frente a un gasto de 2,6 millones de euros para reparar los daños provocados por el fuego, una cantidad que no ha sido cubierta por ningún seguro pues el edificio carece del mismo (no existe la obligatoriedad de concertar seguros para este tipo de edificios, de modo que no es una práctica habitual ni en la Administración valenciana ni en la central) y que, por lo tanto, ha salido de los arcas públicas.

Además de la reparación de daños, Justicia ha invertido otros 3,3 millones de euros en un plan de mejora de la seguridad de las instalaciones de los 36 partidos judiciales de la Comunitat.

Así, para la mejora de los sistemas de seguridad se está ejecutando un contrato con dos vías de actuación: la habilitación de un espacio en la Ciudad de la Justicia (Cecon) donde irán centralizados todos los sistemas de seguridad de todas las sedes judiciales y la reparación, y la mejora e implantación de nuevas medidas de seguridad como cámaras, centralitas o sistemas de control.

El Cecon comprende una sala de control donde visualizar todos los sistemas de seguridad del edificio y del resto de sedes judiciales, una vez estén integradas en el sistema.

Además de otras medidas de seguridad, próximamente se instalarán puertas giratorias en la Ciudad de la Justicia de Valencia y se repararán el resto de puertas correderas, se sustituirá toda la iluminación del edificio por leds y se sustituirán los equipos de refrigeración, una medida para la que será necesario levantar parte de la cubierta.