La España de Rajoy hecha libro

El ex presidente del Gobierno presentó ayer su primer libro en la capital andaluza acompañado del presidente de la Junta, Juanma Moreno. Trata sobre los temas y conflictos que condicionaron su legislatura hasta la moción de censura.

El ex presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, durante la presentación en el Alfonso XIII
El ex presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, durante la presentación en el Alfonso XIIIManuel OlmedoFF

«Hay que tener convicciones pero sin ignorar la realidad», así concluyó la presentación del libro «Una España mejor» del ex presidente del Gobierno –quien no «amenaza» con publicar otro de momento pero tampoco lo descarta–, Mariano Rajoy en Sevilla. Una crónica de su etapa al frente del Ejecutivo tras la cual aseguró «haber dejado un país mejor a como se lo encontró». El popular centró su discurso en «la realidad» que vivió durante los siete años de legislatura y apuntó que el ánimo que le llevó a escribir los nueve capítulos fue la importancia de «contar su versión» ya que «otros siempre podrían hacerlo de mala manera». En el acto intervinieron también el presidente de la Cámara de Comercio, Francisco Herrero, y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. Este último calificó la lectura del libro como «divertida», «intrigante», «honesta», «sincera» y «dura», aunque destacó como, sobre todo, una «masterclass» de «amor a España» debido al relato que el ex presidente hace de los acontecimientos vividos durante su etapa en Moncloa. La crónica que ahonda en la experiencia más profesional y personal del presidente que reivindica el «centrismo» más como una «voluntad» que como una «ideología» es un análisis sobre los temas que marcaron a España durante la última etapa de legislatura como la corrupción; la moción de censura; el 155; la inmigración, «el tema más importante al que tiene que hacer frente España actualmente», según Rajoy; o el «Procés», tema en el que se detuvo especialmente: «Lo que sea lo tenemos que decidir entre todos los españoles, no dejando fuera a la mayoría», destacó reafirmando la necesidad de consenso. Haciendo memoria, recordó sus viajes por España como lo mejor de su etapa como presidente señalando las visitas a Andalucía como «fundamentales» para «querer más a España y a sus gentes» y desempeñar su carrera política.