Los autónomos notan la desaceleración: ocho de cada diez no contratará este año

El 71,3 por ciento rechaza la subida del salario mínimo interprofesional a 950 euros mensuales y el 65 por ciento afirma que la medida le afectará a su actividad, especialmente en sectores como el agrario

El presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor
El presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo AmorManuel OlmedoLa Razón

Los autónomos andaluces son conscientes de los nubarrones que se ciernen sobre la economía, aunque se muestran menos pesimistas que los del resto de España. La desaceleración es un hecho, tanto que ocho de cada diez autónomos no tiene previsto realizar contrataciones este año. El dato se extrae del barómetro del trabajo autónomo presentado ayer por Lorenzo Amor, presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), quien atribuyó a la estabilidad política de la comunidad autónoma que los andaluces sean menos pesimistas que los del resto de España. Uno de los datos que mejor refleja esta «inquietud e incertidumbre» es la previsión de contratación, que en los últimos años se movía entre el 28 y el 33 por ciento, y para 2020 ha bajado al 15 por ciento en Andalucía y al 11,6 en España. Según Amor, la subida del salario mínimo interprofesional a 950 euros mensuales este año en catorce pagas no afecta a las previsiones de contratación, ya que el año pasado se incrementó el SMI un 22 por ciento respecto al año anterior y las contrataciones de los autónomos subieron con fuerza. No obstante, un 65 por ciento afirma que la subida del SMI le afectará a su actividad, ya que impactará más en algunos sectores como el agrario y en algunas regiones como Andalucía.

En este sentido, el también vicepresidente de la COE pidió una reflexión por las diferencias de impacto que tendrá la subida del SMI en los sectores productivos y en las comunidades autónomas para evitar incurrir en «brechas». La encuesta, a 412 autónomos andaluces, refleja el rechazo generalizado del 71,3 por ciento a la subida del SMI, pese a ser un acuerdo entre el Gobierno central, los sindicatos y la patronal CEOE. Con todo, Amor lo definió como el «menos malo para los autónomos y para el tejido empresarial».

El barómetro constata el pesimismo de los autónomos, dado que el 79 por ciento piensa que la economía española irá a peor este año y un 39 por ciento piensa que sus negocios también empeorarán, si bien es un porcentaje diez puntos inferior al de la media nacional (49 por ciento).

Según estos resultados, un 45 por ciento de los autónomos andaluces cree que su actividad se mantendrá igual que en años anteriores frente a un 12 por ciento que se inclina por que irá a mejor.

También confirma el barómetro que la financiación ha dejado de ser un problema para la mayoría de los autónomos y, de hecho, la demanda de crédito –uno de cada tres autónomos solicitó uno en 2019- es muy baja y, además, cada vez es más fácil obtenerla –el 76 por ciento de los que la solicitaron la consiguieron–. En cambio, la morosidad es un problema para los trabajadores por cuenta propia, ya que el 35 por ciento del colectivo en Andalucía ha tenido retrasos en el cobro de sus facturas con una demora de sesenta días o más.

De otro lado, Amor, pidió al Gobierno diálogo sobre la derogación de la reforma laboral del PP de 2012 y advirtió de que «el mercado de trabajo no está para hacer experimentos». En este sentido, se mostró de acuerdo en que se «mejore lo que haya que mejorar» de la normativa, pero avisó de que hay que ir con «cuidado porque se ha generado mucha inquietud e incertidumbre» en el tejido empresarial y esto repercute en las decisiones de contratación por la «inseguridad jurídica» que crea el anuncio de derogación de algunos aspectos de la reforma laboral.

En este punto, advirtió de que los datos de empleo de 2019 no son satisfactorios y hoy lo pondrá de manifiesto la Encuesta de Población Activa del cuarto trimestre del año, que «no es buena y confirmará el frenazo en la creación de empleo» respecto a los últimos ejercicios, según apuntó el presidente de ATA.