El 88 por ciento de los docentes sufre estrés con la enseñanza digital

Una encuesta revela que el 70 por ciento dedica entre dos y cinco horas más diarias a su tarea docente

El 88,6% de los profesores sufre estrés o se sienten “presionados” por el cambio a la enseñanza digital desde que se decretó el estado de alarma por el coronavirus, y un 86,3% asegura que dedica más horas a su labor docente, según una encuesta elaborada por la Asociación de Profesores de Institutos de Andalucía (APIA). En la encuesta han participado hasta el momento más de 700 docentes, aunque sigue abierta en la página web de la APIA, según informa en un comunicado.

El 70% de los encuestados asegura que dedican entre dos y cinco horas más diarias a su tarea docente, según los datos del sondeo realizado por la citada asociación, que recuerda que el trabajo de un profesor de Enseñanza Secundaria y Bachillerato es de 35 horas semanales y que imparte clase, por término medio, en cuatro niveles distintos con una media de 175 alumnos a su cargo.

Casi un 90% de los consultados alega falta de respaldo por parte de las Administraciones Educativas, mientras que un 58,6% lo atribuye a las dificultades en el manejo y acceso a las herramientas y aplicaciones de comunicación. Por otro lado, un 85,7% de los docentes manifiesta que se está comunicando con sus alumnos a través de las distintas plataformas de trabajo en internet y utilizando herramientas como Teams, Moodle, Skype o Zoom. El uso de tales plataformas y procedimientos ha supuesto para el 71,1% de los docentes una carga añadida por las dificultades que les ha entrañado en ocasiones. Además, seis de cada diez profesionales aseguran que se han visto obligados a invertir dinero en la adquisición de equipos informáticos y/o en la ampliación de tarifas de internet, además de aportar medios personales para poder llevar a cabo su acción docente de manera telemática. Así, un 76,9% de los mismos cree que la Junta de Andalucía debería remunerar de alguna manera el esfuerzo añadido.

Por otra parte, casi el 80% de los profesores muestra preocupación por los “riesgos” de la vuelta a la enseñanza presencial y el 93,9% está a favor de una reducción drástica del número de alumnos por aula para minimizar dichos riesgos y garantizar la seguridad de todo el colectivo educativo. La APIA destaca en el comunicado el “enorme esfuerzo” realizado por los docentes y lamenta las “injustas” críticas que han sufrido “por culpa de la inoperancia de las Administraciones Educativas”.