IU propone una reunión a los miembros de Adelante para “preservar la unidad” tras la discrepancia por la marca

La federación de izquierdas quiere "corregir las anomalías democráticas que se vienen dando" en el seno de la confluencia

El portavoz de IU Andalucía, Ernesto Alba, en rueda de prensa celebrada hoy
El portavoz de IU Andalucía, Ernesto Alba, en rueda de prensa celebrada hoy FOTO: IU ANDALUCÍA

IU Andalucía ha propuesto una reunión la próxima semana de la organizaciones que conforman Adelante Andalucía -Podemos Andalucía, Anticapitalistas, Primavera Andaluza e Izquierda Andalucista, además de la propia IU- con el objetivo de “preservar la unidad de la izquierda en Andalucía y corregir las anomalías democráticas que se vienen dando” en el seno de la confluencia, todo tras la discrepancia que ha suscitado entre los socios de confluencia el control de la marca.

Fuentes de la federación de izquierdas han explicado que el portavoz de su Dirección Colegiada, Ernesto Alba, ha contactado ya con todas las organizaciones de Adelante Andalucía para encontrar una fecha la próxima semana “que satisfaga a todas las partes”.

En este sentido, desde IU Andalucía consideran que “no debería demorarse en el tiempo una situación que dificulta la unidad de la izquierda en Andalucía”, por lo que ven “esencial” que todas las partes se sienten a escuchar, “a atender los malestares legítimos de cada una de ellas y a buscar una solución que esté a la altura de lo que requiere el momento y la base social de Adelante”.

La “anomalía” a la que se refieren las fuentes es la problemática por el control de la marca de Adelante, después de que la dirección de IU haya reclamado públicamente a la excoordinadora general de Podemos Andalucía y dirigente de Anticapitalistas, Teresa Rodríguez, que retire Adelante del registro de partidos del Ministerio del Interior pues entienden que “dificulta la unidad de la izquierda que los dirigentes de Anticapitalistas tengan en exclusiva las riendas de Adelante”.

Según explicó IU días atrás, la política gaditana y su equipo tiene los poderes del partido instrumental de Adelante ya que, antes de que las generales de noviembre del 2019, le propuso a IU registrar la marca "para que nadie más pudiera utilizarla, ya que temían que el exdirigente de Podemos y líder de Más País, Íñigo Errejón, quisiera hacer uso de ella".

Desde IU aceptaron firmar el registro de Adelante pero "ellos tienen el poder jurídico de Adelante ya que cuando acudimos al Ministerio, eran más en número que los representantes de la coalición de izquierdas".

Así las cosas, una vez que pasaron los comicios estatales, la dirección de IU solicitó a la entonces de Podemos que lideraba Teresa Rodríguez que retirase la marca del registro, "entendiendo que ya no tenía sentido" mantenerla, de modo que desde diciembre del pasado año le han pedido esto en reiteradas ocasiones porque "dificulta la unidad de la izquierda en Andalucía que ellos en exclusiva tengan las riendas".

Con todo, la última vez que Toni Valero solicitó a Teresa Rodríguez que retirase Adelante del registro de partidos de Interior fue en una reunión que mantuvieron en el Parlamento antes de la pandemia que ha provocado el Covid-19, mientras que en IU lamentan que hasta ahora la dirigente anticapitalistas ha “dado patadas hacia adelante” a este asunto.

Por su parte, Teresa Rodríguez expresó el mismo día que esta exigencia de IU podría responder a que intenta “construir el relato de su ruptura” con la confluencia e invitó a la dirección de Toni Valero a recapacitar y plantear esa cuestión en el seno de Adelante para intentar alcanzar un acuerdo, un llamamiento que han hecho en reiteradas ocasiones desde las filas tanto de anticapitalistas como de las organizaciones de corte andalucista que también forman parte de Adelante.

Esto se suma al malestar que generó en la formación de Valero que en mayo del presente año, Anticapitalistas se incorporara formalmente a Adelante Andalucía de un día para otro. IU pidió tiempo para ver esta propuesta en sus órganos pero finalmente se decidió en una reunión del grupo motor en la que no votó.