Convocan una movilización el día de la entrega de medallas de Sevilla para protestar por el reconocimiento a monseñor Asenjo

La Plataforma en Defensa del Patrimonio lo tacha como “el mayor inmatriculador de esta tierra”

La Plataforma en Defensa del Patrimonio de Sevilla, centrada en su rechazo a las inmatriculaciones, ha convocado una concentración este miércoles ante el Palacio de Exposiciones y Congresos (Fibes), a partir de las 9:30 horas, coincidiendo con el acto que organiza el Ayuntamiento hispalense para la entrega de las medallas y reconocimientos de la ciudad por el día de San Fernando, que este año ha modificado su fecha como consecuencia de la pandemia originada por el coronavirus.

En un comunicado, la plataforma recuerda que, junto a más de veinte entidades culturales, religiosas, laicas y de memoria histórica, se realizó un pronunciamiento conjunto para mostrar el rechazo a que el arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, sea nombrado hijo adoptivo de la ciudad “al tratarse del mayor inmatriculador de esta tierra”.

Indica que el arzobispo sevillano era responsable de patrimonio de la jerarquía católica cuando el gobierno de José María Aznar modificó la Ley Hipotecaria para “extender a los templos de culto la posibilidad de ser inmatriculados”.

“Asenjo pasó por Córdoba como obispo e inmatriculó la Mezquita y multitud de inmuebles incluso de uso no religioso. Desde aquel obispado se inmatricularon más de 250 inmuebles, incluidas plazas públicas o una ermita y un quiosco que se vio forzado a devolver”, añade.

Además, añade que, al poco tiempo de ser nombrado arzobispo en Sevilla, Asenjo inscribió en el Registro de la Propiedad “sin ningún título válido y haciéndose uso de vericuetos legales y de una norma franquista la Catedral de Sevilla, la Giralda y el Patio de los Naranjos, unos símbolos de la ciudad, que son patrimonio de la humanidad, que siempre han sido espacios públicos y que, desde la Archidiócesis, únicamente entienden como forma de hacer negocio”.

La plataforma también recuerda al alcalde hispalense, Juan Espadas, que “aún no ha cumplido el acuerdo del Pleno y, más de dos años después, sigue sin hacer público el listado de bienes inmatriculados por la jerarquía eclesiástica”.