Andalucía “monitorizará” las segundas residencias de madrileños en la comunidad

“Sería muy osado decir que no vamos a ir a un confinamiento parcial. Si sigue aumentado el número de ocupación hospitalaria, nos veríamos obligados a delimitar la movilidad o medidas más graves”, indica Juanma Moreno

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, señaló tras el Consejo de Gobierno celebrado en Úbeda (Jaén), que vive con «preocupación y dolor» la situación de Madrid con el coronavirus. Moreno pidió «colaboración efectiva y honesta» entre el Gobierno y las comunidades. «Ahora mismo las circunstancias son muy complejas. Somos una comunidad solidaria, no vamos a limitar la presencia de madrileños –dijo, marcando distancias con el presidente catalán Quim Torra– pero vamos a monitorizar las segundas residencias de ciudadanos madrileños por si pudieran provocar un brote», señaló el jefe del Ejecutivo andaluz. «Una cosa es la actitud de Torra de limitar las visitas a Madrid y otra es que se monitorice con una presencia mayor de sanitarios, por si hubiera brotes importados», avanzó el presidente andaluz.

Moreno señaló que actualmente en Andalucía «el 60% de los casos» son de Málaga y Sevilla, «las dos provincias más pobladas». «El virus se mueve mejor en los espacios con más densidad demográfica», especificó. El presidente andaluz indicó que «sería muy osado decir que no vamos a ir a un confinamiento parcial. Si esto sigue así, si sigue aumentado el número de ocupación hospitalaria, nos veríamos obligados a delimitar la movilidad o medidas más graves», dijo. LA RAZÓN ya informó en su edición de este lunes de que los hospitales están al 66% de su capacidad y las UCI casi a la mitad. La Junta sólo contempla ampliar las camas en tres provincias ante la previsión de alcanzar los tres mil ingresados por covid. Hay cuatro mil plazas libres, según la Consejería de Salud. Málaga, Granada y Huelva son los territorios donde sería necesario habilitar más plazas si la pandemia continúa avanzando.

Moreno remarcó que el Consejo de Gobierno está marcado desde hace más de seis meses por la pandemia y recordó el «esfuerzo» de la Junta, con «más de 2.400 millones extra en Sanidad» para mejorar «un sistema debilitado que se ha reforzado en tiempo récord». Este diario también recogió el fin de semana que el Presupuesto de 2020 de la Junta destina 1.214 millones más al ámbito sanitario que el último elaborado por los socialistas. Hay 1.083 camas hospitalarias más desde que Susana Díaz dejó la Junta de Andalucía. El pasado mes de agosto la plantilla del sistema sanitario público andaluz llegó a su cifra récord con 118.179 profesionales.

Moreno remarcó que Andalucía es la quinta región de España con menos incidencia de la covid, con casi la mitad de casos que la media de España. El presidente señaló que el Plan Andalucía en Marcha ha movilizado 3.500 millones «para activar la economía» y «supondrá la creación de decenas de miles de puestos de trabajo».

El Consejo de Gobierno celebrado en Úbeda también aprobó un decreto ley con carácter extraordinario que incluye medidas dirigidas a los trabajadores autónomos, que podrán acogerse a ayudas a tanto alzado de 900 euros, con carácter general, que llegarán a 1.200 euros en los sectores del ocio nocturno e infantil, para cubrir los gastos de arrendamiento que tienen que afrontar en sus negocios. Esta ayuda fue recogida por los autónomos con «alivio», según ATA. Asimismo, se aprobó la declaración de emergencia con motivo del Covid-19 para un gasto extraordinario por tramitación de emergencia de 1.192.351,66 euros para mejorar la atención sociosanitaria frente al coronavirus.

«No estamos bajando la guardia, sino todo lo contrario», garantizó el presidente de la Junta. Otra medida del Consejo, y con importante impacto también en Jaén, posibilitará que los grupos de temporeros de distintas explotaciones no podrán coincidir en los albergues y alojamientos para limitar las posibles cadenas de contagios. Cuando no sea posible esa separación se establecerán medidas de protección adicionales, como el uso de mascarilla, mayor distancia de seguridad, limitación de aforo, limpiezas, desinfecciones y ventilaciones adicionales.