Colocan una cruz de poliespán en Aguilar de la Frontera (Córdoba) en el enclave donde fue retirada la de las Descalzas

Vox insiste en pedir la dimisión de la consejera de Cultura de la Junta de Andalucía por los informes de la delegación que instan a la colocación del monumento en otro lugar del municipio

La cruz colocada por los vecinos
La cruz colocada por los vecinosLa RazónAbogados Cristianos

“El mismo día que el juez abre diligencias contra la alcalde que derribó la cruz de Aguilar de la Frontera, así aparece la fachada del Convento del que fue retirada #LaCruzPrevalece”, señaló ayer en Twitter Abogados Cristianos. Tras la denuncia de la asociación, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Aguilar de la Frontera (Córdoba) ordenó la apertura de diligencias previas contra la alcaldesa de la localidad, Carmen Flores (IU), por la supuesta comisión de un delito de prevaricación administrativa por el derribo de la cruz del Llanito de las Descalzas, que estaba aledaña al conjunto histórico artístico del Monasterio de San José y de San Roque, declarado Bien de Interés Cultural. Sobras las 14:00 horas, un grupo de personas colocó una cruz en al fachada del convento en poliespan (poliestireno expandido), con el mismo color albero que la que acabó en un vertedero de Moriles por orden del Consistorio, construida en 1938 y a la que se le retiró hace años una placa en cumplimiento de la ley de Memoria Histórica. Los defensores del monumento ya venía colocando en la entrada de la iglesia flores, velas y cruces.

Entretanto, continúa la polémica con la consejera de Cultura de la Junta de Andalucía por parte de Vox. El portavoz del partido en el Parlamento, Alejandro Hernández, insistió en Twitter en pedir la dimisión de Patricia del Pozo. Hernández justica la petición en el informe de la Delegación Territorial de Córdoba, que señala que la cruz “carece de valor más allá de ser un elemento que lleva muchos años allí”. También se propone la colocación de la cruz en otro enclave. En comisión parlamentaria, la consejera consideró “una aberración” que la cruz esté en un vertedero y señaló que se autorizó el cambio de emplazamiento al causar unas humedades en un Bien de Interés Cultural como el convento.

La cruz de Aguilar, ya desmontada y cargada en un camión
La cruz de Aguilar, ya desmontada y cargada en un camión FOTO: DIÓCESIS DE CÓRDOBA/MARGARITA LUCENA DIÓCESIS DE CÓRDOBA/MARGARITA LU