Marín sobre la apertura de la hostelería en el País Vasco: “No contemplamos otras medidas” en Andalucía

Los hosteleros reclaman recuperar los bares ya, al ser casi tan seguros “como entrar a un quirófano”

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín
El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan MarínJUNTA DE ANDALUCÍA JUNTA DE ANDALUCÍA

El vicepresidente de la Junta y consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, Juan Marín, ha señalado hoy que el Gobierno andaluz no contempla “otras medidas restrictivas” en cuanto al cierre o apertura de actividades esenciales o no esenciales en la comunidad, más allá de las actuales para hacer frente a la pandemia de la Covid-19. Así lo ha señalado al ser preguntado por la decisión del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) sobre la apertura de los establecimientos hosteleros en los municipios de Euskadi que se encuentran en “zona roja” por la alta tasa de incidencia del coronavirus.

“Absoluto respeto a la decisión del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco”, ha subrayado Marín, quien ha señalado que en Andalucía el criterio de las medidas restrictivas es “claro” en base a las tasas de incidencia de 500 y mil por cada 100.000 habitantes. “Así vamos a seguir hasta que la autoridad sanitaria nos recomiende otras cuestiones. Esto no es solo en hostelería, sino que estas medidas afectan a todos los colectivos y no se trata de buscar culpables, sino de seguir criterios técnicos”, ha explicado Marín.

De otro lado, el presidente de la Asociación Provincial Empresarios de Hostelería de Almería (Ashal), Diego García, ha reclamado la apertura de bares y restaurantes en la capital almeriense tras más de 14 días de cierre en los que la tasa de contagio “está casi igual que al principio”, lo que “está demostrando que el número de contagios sigue prácticamente igual con la hostería cerrada” y por tanto, estos negocios no suponen un foco significativo de nuevos casos de covid-19.

“Hemos demostrado que venir a un local de hostelería es seguro, casi como si entraras a un quirófano”, ha manifestado el representante de los hosteleros almerienses en una entrevista en Canal Sur Televisión, en la que ha propuesto a los dirigentes políticos la adopción de medidas preventivas en otros ámbitos, como el cierre de colegios o un control mas exhaustivo en los supermercados.

Ritmo mejorable de vacunación

Al margen de la hostelería, Marín ha reconocido sobre el proceso de vacunación que “ni el Gobierno, ni la Junta ni la Unión Europea (UE) son culpables de nada” en el ritmo, sino que “hay la producción que hay” y “encima hay contratiempos” para ejecutar el plan previsto porque la vacuna de AstraZeneca está recomendada para menores de 55 años y esto ha obligado a reprogramar la vacunación.

“Si recibiéramos más vacunas, estamos en disposición de aplicarlas. Andalucía, solo en el servicio público, tiene una capacidad para vacunar de 350.000 dosis semanales, pero esta semana hemos recibido entre los tres laboratorios unas 130.000 dosis”, de manera que, con estas cifras, se hace “inalcanzable” llegar a un nivel de vacunación del 60-70 por ciento de la población en próximos meses, según ha dicho.