Deportes

Economía

Más allá de un Gran Premio de Motociclismo en Jerez de la Frontera

Las previsiones cifran en 25 millones de euros el impacto directo de la cita gaditana

Primer entrenamiento libre previo al comienzo del Gran Premio de España de MotoGP. EFE/Román Ríos
Primer entrenamiento libre previo al comienzo del Gran Premio de España de MotoGP. EFE/Román Ríos Román Ríos EFE

Desde hoy, con el inicio de los entrenos, hasta el domingo, con la disputa de las carreras, Jerez de la Frontera y, con ella, un gran número de localidades de la provincia gaditana (en especial de la Bahía de Cádiz) vivirán a fondo el Gran Premio de España de Motociclismo.

Como viene ocurriendo desde aquel lejano 86 en el que los aficionados pudieron disfrutar por vez primera de la presencia y el talento de los Ángel Nieto, Jorge Martínez Aspar, Juan Garriga y compañía; el trazado jerezano, auténtica catedral mundial del motociclismo, disfrutará de una cita que es y va mucho más allá de un evento deportivo.

Basta con ver el gran número de aficionados que edición tras edición (esta es la trigésimo séptima) asiste al circuito y los importantes ingresos que estos generan en hoteles, restaurantes, bares y comercios para ser conscientes de la enorme trascendencia de un evento que, en este año de reencuentro con la afición, maneja un impacto económico directo de 25 millones de euros.

“Este Gran Premio de España no puede llegar en mejor momento para la provincia de Cádiz y para nuestro sector”, señala Antonio de María, presidente de HORECA.

“Tras una Semana Santa fabulosa, esta competición, de enorme trascendencia en nuestro calendario, va a posibilitar que la mayor parte de nuestros hoteles registren medias de ocupación superiores al 90 por ciento. Niveles que, como viene ocurriendo, alcanzarán el lleno en los establecimientos de Jerez y su zona de influencia (El Puerto de Santa María, Puerto Real Rota, Chipiona, Sanlúcar de Barrameda, Chiclana y Cádiz”.

Las previsiones, jalonadas por una excelente climatología y diferentes eventos festivos, no pueden ser mejores, con datos que apuntan a que, con casi toda probabilidad, se superarán las estratosféricas cifras de 2019 (última vez con aficionados en las gradas), cuando se contabilizaron en torno a 90.000 vehículos y 12.000 motos el día de la prueba, casi 300.000 desplazamientos; 151.513 personas de viernes a domingo (un 4,6 por ciento más que en 2018); 66.000 entradas vendidas y una recaudación de más de 5 millones de euros.

Tal es así que, según ha señalado el vicepresidente y consejero de Turismo de la Junta de Andalucía, Juan Marín, la disputa de este evento deportivo, junto al puente de mayo y el inicio de la Feria de Sevilla harán que la media de ocupación en Cádiz supere el 90 por ciento y el 80 en Andalucía.

“Hemos estado dos años sin público y son muchas las ganas que existen de volver a disfrutar de un gran premio sin el que no se puede entender el Mundial de Motociclismo”, ha señalado Juan Marín.

Cifras, todas, de auténtico vértigo de las que, además de las citadas localidades, también se beneficiarán los pueblos de la Sierra de Cádiz, lugar habitual de escapada de los moteros, y comarcas como la de La Janda, que estos días acoge la Feria de Vejer de la Frontera o la Semana Gastronómica del Atún de Barbate.

“Han sido dos largos años de espera. Dos temporadas en las que, por culpa de la pandemia, nos hemos visto privados de algunos de nuestros mejores clientes. Aficionados al motor que llegan a nuestra tierra con muchas ganas de pasárselo bien y de disfrutar a tope de nuestros paisajes, playas y gastronomía, generando importantes ingresos en nuestros restaurantes y bares”, señala Juan Prieto, propietario de uno de esos establecimientos hosteleros de Chiclana que espera a los moteros con los brazos abiertos.

UN OPERATIVO A LA ALTURA

Con miles de vehículos, en especial motocicletas, moviéndose a lo largo de España y, de forma muy especial, por las carreteras de la provincia, el Gran Premio de España 2022 cuenta con un operativo de seguridad y emergencias de primer nivel.

Nada menos que 2.700 efectivos de Guardia Civil y Policía Nacional, a los que se unen los cuerpos de la Policía Local de las poblaciones ‘afectadas’ por este evento, se han desplegado para hacer frente a una ‘migración’ que se prevé que movilice a 140.000 aficionados.

Dispositivo que, desde ayer, tiene su centro de operaciones (Centro de Coordinación Operativa, CECOR) en el propio Circuito de Jerez.