Andalucía

Las zonas de Almería donde ha nevado

La borrasca cubre de blanco municipios y sierras de la fachada litoral de la provincia en cotas a 450 metros

Vista de la nieve que cubre Sierra Alhamilla desde la carretera de Ronda de la capital almeriense. EUROPA PRESS
Vista de la nieve que cubre Sierra Alhamilla desde la carretera de Ronda de la capital almeriense. EUROPA PRESS FOTO: EUROPA PRESS EUROPA PRESS

El episodio de lluvias registrado en las últimas horas en Almería ha dejado precipitaciones en forma de nieve en cotas de entre 450 y 500 metros, o nieve “granulada” en municipios costeros como Carboneras y Níjar, y ha cubierto con un manto blanco las sierras más orientales de la provincia y “cercanas al litoral” como Sierra Alhamilla o Sierra Cabrera, junto a Mojácar.

Lo que a alturas más bajas han sido “algunos copos”, sí ha cuajado por encima de los 600 o 700 metros sobre el nivel del mar, dejando en estas cotas espesores de hasta tres centímetros, y nieve “más copiosa” en la falda oriental de la Sierra de Gádor.

Más habituales son estos episodios en la Sierra de los Filabres, donde ha nevado con “cierta intensidad” en municipios como Benizalón o Bacares.

Según ha indicado a Europa Press el portavoz de la Ametse, Ginés Mirón, la borrasca registrada el martes ha dejado “más nieve” en la “fachada litoral” de la provincia, que en el norte, donde no se han registrado precipitaciones en enclaves tradicionalmente nevados en esta época del año como Sierra de María-Los Vélez o Sierra de las Estancias o en la parte más occidental, lindando con la provincia de Granada.

“La peculiaridad es que las precipitaciones de las últimas horas han sido más intensas cerca de la costa, en el Levante almeriense, favorecidas por la humedad del viento del nordeste mientras que en el interior soplaba viento del norte, más seco”, ha explicado Mirón, quien ha señalado que a esto hay que sumar las bajas temperaturas.

En este contexto, ha aludido al episodio de nieve granulada registrado en Carboneras, casi al nivel del mar, o la nieve caída en el núcleo nijareño de Huebro, “en la parte alta de la comarca”.

Ha hecho alusión, asimismo, a las precipitaciones en la parte más oriental de la Sierra de Gádor y en municipios como Enix, donde nevó en el núcleo urbano y en El Marchal, pero sobre todo en la “parte alta”, a unos 800 o 900 metros de altitud.

“Ha cuajado hasta dejar un manto blanco en Sierra Alhamilla y en la parte alta de Sierra Cabrera, también en el litoral, y aquí es donde más nieve ha caído, aunque nuestras estaciones han registrado grandes nevadas también Sierra de los Filabres, en municipios como Benizalón o Bacares”, ha remarcado.

Con respecto a las lluvias, ha detallado que, según los datos que maneja la red de Ametse el máximo se dio en Carboneras con 44 litros por metro cuadrado aunque se alcanzaron registros menores de 20 litros en Rodalquilar (Níjar) y otros puntos de la costa del parque natural de Cabo de Gata-Níjar.

En la fachada litoral entre Palomares (Cuevas del Almanzora) y Vera, las lluvias fueron de menor entidad aunque llegaron a caer “entre 10 y 15 litros por metros cuadrado”, ha concluido Mirón.

CARRETERAS CORTADAS

Por otro lado, el 112 ha informado de que varias carreteras de la provincia de Almería están afectadas por la nieve debido al temporal que está dejando intensas nevadas en la península y temperaturas bajo mínimos.

En concreto, hay cinco carreteras afectadas. Se trata de la A-1178 en Serón, entre los kilómetros 9 y 35, en ambos sentidos y la A- 1100 en Uleila del Campo, desde el kilómetro 15, que están en nivel negro, según ha informado la Dirección General de Tráfico (DGT).

La nieve también está dificultando la circulación en la A-391 en Enix, desde el kilómetro 10 al 23 en ambos sentidos; en la A-5407, en Bacares y en la A- 3102, entre los kilómetros 15 y 42, en Velefique, que se encuentran en ni- vel rojo y donde es obligatorio el uso de cadenas.

Concretamente, en la A-3102, el 112 gestionó ayer un aviso por un vehículo atascado en la nieve. Sus ocupantes tuvieron que ser rescatados por la Guardia Civil, aunque la incidencia se saldó sin heridos.