• 1

Más del 30% de los españoles consume suplementos alimenticios

  • Más del 30% de los españoles consume suplementos alimenticios
    / Dreamstime

Tiempo de lectura 2 min.

29 de enero de 2018. 18:07h

Comentada
Raquel Bonilla 29/1/2018

Los suplementos alimenticios están a la orden del día y ya forman parte de la dieta habitual de un gran número de españoles, hasta el punto de que forman parte de la última pirámide alimentaria que diseñó la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria (SENC) el pasado mes de abril. De hecho, la Organización de Consumidores y Usuarios, OCU, esta semana ha presentado una encuesta que confirma que un 30% de los españoles preguntados por la entidad asegura tomar algún tipo de suplemento, a pesar de que, tal y como afirman desde la organización, «es completamente innecesario tomar estos productos siempre que no haya ninguna patología asociada».

En este sentido, tal y como recuerda la farmacéutica Luz García Toro, «si seguimos una dieta equilibrada y variada con las proporciones adecuadas de nutrientes, no necesitamos un suplemento para una actividad y situación física normales. Sin embargo, la práctica de actividad física intensa, determinadas situaciones de salud o tener hábitos nocivos pueden hacer recomendable suplementar la dieta».

Entonces, ¿cuándo son necesarios? «Los complementos alimenticios están destinados a complementar la dieta cuando ésta no aporta los nutrientes necesarios. Proporcionan fuentes concentradas de nutrientes o de otras sustancias con efecto nutricional o fisiológico. Son importantes porque, con frecuencia, la dieta es deficitaria y, además, en ocasiones los hábitos o situaciones de cada persona condicionan necesidades extra de nutrientes (deportistas, menopausia, fumadores, embarazo, lactancia...)», asegura García Toro, quien confirma que «no es necesaria la prescripción médica, pero sí la recomendación farmacéutica. De hecho, es importante la supervisión del farmacéutico para evitar incompatibilidades con otros tratamientos médicos y evitar, en caso de que los hubiera, problemas de alergia a algún componente».

En cualquier caso, es clave seguir las recomendaciones, «pues hay determinadas vitaminas o componentes que pueden acumularse por sobredosificación, por ello es importante recurrir a preparados farmacéuticos que garanticen las dosis adecuadas. Y seguir siempre el modo de empleo recomendado por el fabricante», matiza García Toro.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs